PUBLICIDAD

Vyrus Alyen, la bestia depredadora de otro mundo

El año pasado ya os mostramos la impresionante Vyrus 986 M2, una futurista streetfighter con motor de CBR600RR y suspensión delantera alternativa.

Ahora este artesanal constructor italiano ha creado una moto aún más espectacular e intimidatoria: la Vyrus Alyen.

El porqué de su nombre queda muy claro, especialmente al ver su frontal, que recuerda al peligroso alienígena de la película.

Si la 986 M2 recurría al propulsor tetracilíndrico de la Honda CBR600RR, la Alyen usa el V2 de la Ducati Panigale, con 1.285 c.c. y 205 CV de potencia.

Esta moto es exclusiva no solo por su diseño, sino que también está hecha con materiales ultraligeros: La carrocería es de fibra de carbono, así como las llantas, que son las nuevas Rotobox Bullet de carbono.

El breve chasis está hecho de magnesio, utilizando el motor como parte estructural. Con todo ello el peso es de solo 165 kg, con una brutal relación peso-potencia.

La suspensión delantera alternativa es similar a la de la 982 M2, compuesta por dos brazos y un monoamortiguador, mientras unos reenvíos que llegan al manillar actúan sobre la dirección.

Las suspensiones parecen ser de Öhlins y los frenos son de Brembo, con pinzas GP.

Las geometrías pueden variarse enormemente, desde un ángulo de dirección de 17° a 25°

y un avance de 84 mm hasta 112 mm. La distancia entre ejes es de 1.585 mm.

En el frontal alienígena, un afilado faro de dos ópticas LED está acompañado de unos cubremanos de carbono que integran unos intermitentes, también de LED.

No sabemos el precio de la Vyrus Alyen, pero imaginamos que no será bajo…

Deja un comentario