PUBLICIDAD

Triumph Speedmaster 2018: más de todo

La Triumph Speedmaster, un conocido miembro de la familia Bonneville, también ha visto llegar su renovación. Para ello se ha usado la base de la nueva Bobber, pero con un subchasis trasero que permite adaptar un asiento para el pasajero y unas maletas.

El asiento es más mullido y más elevado, ahora a 705 mm del suelo. Toda la posición de conducción ha cambiado, ya que ahora el manillar es de nuevo diseño, con las puntas más cerradas hacia atrás, y las estriberas se han avanzado.

El motor deja de ser el 865 c.c. de aire de las antiguas Bonneville y se monta el 1.200 c.c. LC de la nueva gama Bonneville, que entrega 77 CV a 6.100 rpm y un par de 10,7 kgm a 4.000 rpm, un 42% más que la anterior Speedmaster.

No sabemos aun el precio de la nueva Triumph Speedmaster 2018, pero no debería diferir mucho del de la Bobber (13.300 €)

 

Deja un comentario