PUBLICIDAD Billboard

‘RiVale’: Valentino Rossi, visto por sus rivales en DAZN

El documental ‘RiVale’ de DAZN recoge el testimonio de cuatro de los principales competidores/enemigos de Valentino Rossi en los muchísimos años en los que ha competido: Max Biaggi, Marco Melandri, Casey Stoner y Jorge Lorenzo.

PUBLICIDAD Content_1

En todos los casos, los protagonistas del documental hablan de cómo vivieron la rivalidad con el astro italiano. Si en algo coinciden todos era en que Valentino usaba como nadie el juego psicológico para derrotar a sus enemigos casi antes de la carrera.

Max Biaggi, posiblemente su primer gran rival/enemigo, cuenta que su rivalidad fue algo que les llegó desde fuera:

«En ese momento se necesitaba rivalidad. No fue casualidad: se incentivó”, confiesa Biaggi. “Yo no elegí el papel de malo, como Valentino tampoco eligió el de bueno. Nosotros nos dejábamos usar y decíamos lo que nos pasaba por la cabeza, sin filtros. Llegamos a nivel poco agradable, había mucha presión. A mí me afectaba”.

RiVale Valentino Rossi
RiVale: Valentino Rossi, junto a su primer ‘enemigo’, Max Biaggi.

“En Motegi nos encontramos en un ascensor, pulsé el botón de ‘Parada’ y le dije: ‘Una cosa… ¿por qué me tocas tanto los huevos? ¿Qué te he hecho yo? Y él, educadamente, me dijo: ‘No, Max, no. Es la prensa la que dice eso’. Casi me lo creí…”, afirma el romano. “Luego pudimos gestionar mejor esa rivalidad”.

Otro entonces joven valor italiano, Marco Melandri, se enfrentó a Rossi posteriormente a Biaggi.

«Yo creía que podía ganarle, y lo hice en algunas carreras… Lo que nunca digerí es estar siempre enfrentándome a él. Era un peso añadido para mí”.

“En 2005, gané las dos últimas carreras y evité que fuera el más grande de todos los tiempos, porque Agostini tenía 13 victorias en una misma temporada. Se jugó dos Mundiales en la última carrera y los perdió los dos.

Melandri dice que no se medía a todo el mundo con la misma vara que a Valentino:

PUBLICIDAD Content_2

Si hacías algo saliéndote de lo establecido, te atacaban, te marcaban con una cruz. Su fuerza siempre era atacar psicológicamente al rival: si lo hacía él, era un don, si se lo hacía otra persona a él, era algo agresivo, algo malo. Había un doble rasero y no me gustaba”.

Aunque eso ya es algo pasado: “Si me llamase me iría a tomar una caña con él, antes que ir a correr al Ranch”.

La época Stoner

Otro con quien se las tuvo fuerte fue el australiano Casey Stoner:

“Él no era mejor que Dani, Jorge, o yo. Valentino era muy simpático conmigo… hasta que me convertí en su rival. Vale siempre intentaba jugar con tu mente”, afirma Stoner en el documental.

Cuando intentas juegos mentales y no te funcionan, te estás creando un enemigo. En 2008, me convirtió en su enemigo. Desde entonces ya no fui bueno con él. No es que Dani, Jorge y yo le tuviéramos miedo, es que no teníamos miedo a nadie”.

RiVale Valentino Rossi
RiVale: Valentino Rossi, adelantando a Casey Stoner por la tierra en el ‘sacacorchos’ de Laguna Seca. Años más tarde, Marc Márquez hizo lo propio con él en el mismo punto.

Stoner no le guarda mucho cariño a Valentino, especialmente desde que el italiano se fue a Ducati:

No voy a mentir: fue agradable ver a Valentino pasarlo mal con la Ducati al principio, porque no paraba de decir que cambiaría la moto para mejorarla y, en cambio, sólo fue a peor. En Jerez 2011, pensé que quería causarme problemas. Fue un accidente por un error suyo, pero no me hizo gracia”.

Mucha gente igual no sabe que Stoner y Rossi estuvieron a punto: “Estuve a punto, dos años seguidos, de firmar por Yamaha. Quizás ‘alguien de dentro de Yamaha’ no dejaba que yo fichase. Me dolió, porque yo quería ser compañero de Vale, quería aprender de él”.

¿Qué punto débil tenía Rossi?: “Quizá su punto débil era que no era capaz de hacer vueltas rápidas por sí mismo. Era muy bueno usando una liebre, alguien a quien seguir”.

“Si tuviera que decir un defecto de Valentino, es que se creó enemigos sin necesidad. En 2008 me convirtió en su enemigo y en 2015 lo hizo con Marc. Ese año, Vale, con sus conocimientos y velocidad, debería haber podido ganar sin necesidad de ningún otro extra”.

Lorenzo y Márquez, otra historia

Con Jorge Lorenzo fueron compañeros y rivales prácticamente desde que el balear aterrizó en el equipo Yamaha:

«Si tenías una personalidad débil o te dejabas influenciar por su aura, podías llegar a sentirte inferior a él y eso te podía influir en la pista. Yo tengo un carácter fuerte y no me afectó. No lo mitifiqué como si fuera un dios, porque, si lo hacías… entonces era imposible ganarle”.

La cosa llegó a un punto insostenible:Le dio un ultimátum a Yamaha: ‘O él o yo’, les dijo. Le dijeron que los dos, pero que si tenían que elegir a uno se quedaban conmigo. Entonces él, por orgullo, decidió irse a Ducati. Su valor cambió, como el mío, y si yo hubiera dicho: ‘No quiero que Valentino vuelva a Yamaha’, estoy casi seguro de que Yamaha lo habría aceptado. No lo hice, porque tampoco esperaba que Yamaha quisiera recuperarlo. Si lo hubiese sabido, lo habría hecho”.

‘RiVale’: Valentino Rossi y Marc Márquez en el famoso ‘affaire’ de 2015 en Sepang.

“¿Qué paso entre Rossi y Márquez? Que del amor al odio hay una línea muy fina. Es imposible ser amigo de tu máximo rival: no es que busques odiar a tu rival, pero, al final, tampoco te disgusta si sucede.

“¿2015? Argentina fue clave. Marc y él se tocaron y Marc se cayó. Entonces eran amigos y -esa es mi versión- a Marc le fastidió que no fuera a preguntarle cómo estaba por la caída. Posteriormente, en Assen, al tocarse y ganar Rossi cortando la chicane, fue la gota que colmó el vaso. Luego, Márquez ya no quiso que Valentino ganase el Mundial”.

Deja un comentario