Peugeot Satelis 125i, sofisticación a la francesa
Connect with us
Publicidad

Scooters

Peugeot Satelis 125i, sofisticación a la francesa

Publicado

el

Con seis años a la venta, el Peugeot Satelis era uno de los modelos más longevos de la categoría de scooters GT de 125 c.c. Peugeot ha sabido sacar un excelente rendimiento de su lujoso scooter creando multitud de versiones con múltiples motorizaciones e infinitos acabados. Tras cumplir con nota su cometido, la marca francesa ha creído que ya iba siendo hora de renovar en profundidad su producto, actualizando su estética y revisando su apartado técnico con el fin de adaptarse a los nuevos tiempos.

De todo ese planteamiento nace el nuevo Satelis 125i, que, a pesar de cambiar un buen número de piezas, sigue conservando un enorme parecido con sus predecesores. Y es que los responsables de la marca estaban muy orgullosos de un maxiscooter del que se han llegado a vender 60.000 unidades en toda Europa, y que se ha colocado como una de las principales referencias en su categoría y ha llegado a convertirse en el estandarte de la marca en el mundo del scooter.

Igual, pero diferente

En líneas generales, el estilo de los Satelis primigenios se ha conservado bastante en esta edición, pero aunque no lo parezca en un primer momento, de las 33 piezas que forman su carrocería, el actual posee 27 completamente nuevas. En esta nueva versión, las formas rectilíneas y afiladas de los primeros modelos han dejado paso a una silueta más estilizada, de líneas suaves y fluidas. Al mismo tiempo, se han trabajado muchos de sus acabados y, para ofrecer una imagen más elegante, se han insertado piezas de aluminio bruñido en los cófanos laterales, en los extremos del escudo o en las asas del pasajero.

Se ha mejorado mucho la protección aerodinámica del conjunto. En este aspecto son especialmente importantes el nuevo parabrisas, mucho más alto -mide 445 mm- y envolvente, y un escudo frontal con un mejor coeficiente de penetración aerodinámica que, al mismo tiempo, lo hace ser más protector.

La posición de conducción se mantiene, aunque se han revisado puntos como el asiento, cuya altura se ha reducido 15 mm para mejorar la protección de los ocupantes, su acceso a la hora de subirse y, de paso, bajar un poco el centro de gravedad de todo el conjunto. El conductor seguirá disponiendo de un apoyo lumbar bastante grande, conseguido mediante el desnivel existente entre el espacio de éste y del acompañante. Este último recibe unas nuevas estriberas escamoteables bastante grandes, por lo que se mejora el confort en este aspecto.

El apartado de iluminación es completamente nuevo. Delante se mantiene la apuesta por un doble faro acorde con el estilo automovilístico de la familia, aunque en esta ocasión cuenta con unas ópticas Multiconvex de mayor tamaño en cuyo interior se han colocado unas bombillas halógenas de 55 W que han supuesto un aumento en la calidad de iluminación de un 35 %. Al mismo tiempo, también se incorporan diodos leds y guías luminosas también compuestas por leds de forma masiva; delante, como unas personales y reconocibles luces de posición, y detrás, formando por completo el par de pilotos traseros, de imagen muy original.

Como un coche

Esta segunda generación Satelis seguirá estando muy vinculada al mundo del automóvil; de hecho, Peugeot nunca se ha escondido a la hora de afirmar que siempre se ha inspirado en el mundo de las cuatro ruedas. De él se han adoptado muchas soluciones, como por ejemplo su superdotado cuadro de instrumentos, que, aparte de con los indicadores analógicos y testigos luminosos de rigor, en esta versión contará con los servicios de una pantalla digital central de 3,2” con ordenador de a bordo incluido. De este modo, además de información como temperatura del motor, nivel de gasolina o diversos parciales, la pantalla del Satelis 125i nos mantendrá al tanto del consumo instantáneo, la autonomía restante o la carga de la batería. Además, para una mayor accesibilidad, a toda esa información accederemos de forma muy cómoda desde un botón colocado en la piña derecha, por lo que no será necesario soltar la mano del manillar para ir pasando por el extenso menú.

Otro de los elementos muy automovilísticos es el cofre que hay bajo el asiento, que ahora dispone de un 12 % más de capacidad, gozando así del espacio suficiente para dar cabida a dos cascos integrales. Éste, como de costumbre, se abre automáticamente como si del maletero de un coche se tratara, es de forma alargada (de 70 cm de longitud, de ahí que se puedan guardar objetos excepcionalmente largos, como unas raquetas de tenis), está totalmente tapizado y cuenta con luz de cortesía, desconectable, para iluminar su interior.

El resto de la capacidad de carga se reparte entre dos guanteras, una en el centro del manillar y otra en el contraescudo (de 250 mm de profundidad con capacidad para una botella de 1 litro y con cerradura) y, como antes, un gancho retráctil tras el escudo, a pesar de no disponer de plataforma plana.

El nivel de equipamiento de los nuevos Satelis es excelente, incluso en la versión base o, como Peugeot la denomina, Premium. No podemos olvidarnos de elementos tan prácticos como los retrovisores panorámicos tipo coche o los caballetes central y lateral. Una originalidad de este último es que, incluso con él desplegado, podremos mantener el scooter en marcha para calentar el motor, ya que sólo si accionamos el mando del gas se cortará el encendido y evitará que el scooter salga disparado.

Nuevo motor

Para esta primera versión de la categoría del octavo de litro, Peugeot confía de nuevo en un propulsor marca de la casa. Se trata de una mecánica de nueva generación perteneciente, como pudimos ver hace un año en el modelo Citystar, a la familia LFE (Low Friction Efficiency), con tecnología de baja fricción, gracias a la cual se incorporan nuevos materiales o soluciones cada vez más frecuentes en el mundo del scooter, como los balancines por rodamientos.

Como en el caso del Citystar, se trata de un monocilíndrico 4T de 124,8 c.c. (57 x 48,9 mm), simple árbol de levas, culata SOHC, cuatro válvulas, refrigerado por líquido y alimentado por inyección electrónica.

Peugeot ha querido hacer un especial hincapié en la fiabilidad de esta nueva mecánica que lleva tras de ella un largo período de pruebas y desarrollo con más de 5.000 horas de esfuerzo en el banco de pruebas, más de 400.000 km recorridos de rodaje y un total de 20 tests de 10.000 arranques cada uno. Por todo ello, la firma gala se ve capacitada para ofrecernos un robusto motor capaz de desarrollar una potencia de 15 CV a un régimen reducido en 1.000 rpm respecto a la generación anterior. Según ellos, disfrutará de unas cifras muy interesantes, como una aceleración a los 100 m de 9,4 segundos o una velocidad máxima de 115 km/h, todo ello con una extrema suavidad de funcionamiento y un nivel sonoro reducido en 3 dB.

Disfrutar de un motor con tecnología de baja fricción no sólo nos aportará un mayor nivel de prestaciones, sino que también nos ofrecerá la posibilidad de disfrutar de unos consumos muy reducidos, concretamente, según anuncia la propia Peugeot, de una media de 3,6 litros a los 100 km. Lo mejor de todo es que, si sumamos sus ajustados consumos a la gran capacidad de su depósito de 13,2 litros, estaremos hablando de una autonomía de más de 350 km, un dato impresionante para un 125 c.c.

Más versiones, más seguridad
Como no podía ser de otro modo, Peugeot no se conforma con lanzar el Satelis 125i en una única versión, y menos aún si se trata de su niño mimado.

Junto con la versión Premium existirán dos más, la Urban y la Executive. Estas últimas representarán el máximo en la gama, ya que, como principal diferencia, dispondrán del nuevo sistema combinado de frenada ABS/SBC, desarrollado y fabricado en conjunto con la firma japonesa Nissin; sin lugar a dudas, uno de los fabricantes punteros en esta especialidad.

En resumen, estamos hablando de un sistema combinado de antibloqueo de frenada de tercera generación -no olvidemos que los Satelis fueron los primeros 125 en incluirlo- y un mecanismo propio de reparto de frenada que, según la marca, acortará en un 60 % la distancia de frenada.

Este dispositivo está pensado no sólo para conductores habituales, sino también para usuarios con poca experiencia que vienen de otros sectores como el del automóvil y que buscan el método más sencillo y eficiente de frenada.

A la hora de frenar con el ABS/SBC sucederá lo siguiente. Obviamente, el ABS se disparará siempre que se necesite en las dos ruedas, pero en una frenada normal, si apretamos la leva izquierda, estaremos frenando sobre los dos trenes (con un disco cada uno, de 260 mm el delantero y de 210 mm el trasero en todas las versiones) a través del SBC, por lo que podríamos detener perfectamente el scooter sin complicarnos la vida (es la opción más idónea para conductores noveles). De lo contrario, si la que apretamos es la maneta derecha, únicamente accionaremos el disco delantero de 260 mm; sin duda, la mejor alternativa para los conductores más bregados. De todos modos, sea cual sea la maneta que apretemos, todos los Satelis, incluida la versión Premium sin ABS/SBC, nos obsequiarán con una frenada excelente, sobre todo tras la desaparición del PBS, que tantas incomodidades creaba por su brusquedad e imprecisión.

Todo en su sitio

En el resto de la parte ciclo no se han introducido cambios. El bastidor continúa siendo un multitubular en tubo de acero, y por lo que respecta a las suspensiones, se mantiene la confianza en una horquilla telehidráulica compuesta por barras de 37 mm y un par amortiguadores hidráulicos con 110 mm de carrera que, además, se pueden regular en cuatro posiciones de precarga de muelle.

La combinación de llantas y neumáticos seleccionada también es la misma que pudimos ver en sus predecesores: 120/70-14 delante y 140/60-13 detrás, con unos neumáticos Michelin Pilot SC de primera monta que, por su calidad, nos aseguran unos excelentes resultados.

Peugeot no se ha privado de nada, y los nuevos Satelis dan comienzo a una segunda generación que, por lo que pudimos ver y comprobar, tiene muchos números para cosechar los mismos éxitos que su antecesora.

Los primeros en aparecer serán los Satelis 125i que pudimos probar. Como ya hemos comentado, las versiones disponibles serán tres: la Premium, con un precio de 3.999 euros; la Urban, con frenada ABS/SBC a 4.499 euros, y, por último, la Executive, a 4.599 euros, que, además de con el sistema ABS/SBC, llegará con un antirrobo de cadena Asus de gran calidad incorporado en la parte posterior del scooter.

Por último, los responsables de la marca anunciaron la llegada de dos miembros más de la familia: uno con motor 300 c.c., para finales de este año, y, a mediados de 2013, el tope de gama, con una mecánica de medio litro.

A favor
Frenada ABS/SBC (Executive y Urban)
Protección aerodinámica
Capacidad de carga
Información tablier
Equipamiento
Autonomía

En contra
Sin freno estacionamiento
Dureza suspensiones

 

Prueba publicada en el Solo Scooter nº 153
Si quieres el número, puedes pedirlo a nuestro departamento de suscripciones

Publicidad
Haz clic aquí para comentar

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad
Publicidad

Newsletter

Publicidad

Facebook

Publicidad

SOLO MOTO MAGAZINE Nº 2049

Descubre nuestras ofertas de suscripción en papel o en versión digital.

Los + leídos