PUBLICIDAD Billboard

Naked hiperdeportivas (1ª parte)

Potencia al desnudo

Érase una vez…

PUBLICIDAD Content_1

Cuando transcurría la primera década del S.XX se endurecieron las sanciones y aumentaron los controles de tráfico, con la generalización de los radares fijos y móviles, lo que supuso un descenso brutal de las ventas en el mercado de las súper deportivas. Algo a lo que se sumó, particularmente en España, la profunda crisis financiera de la época.

En aquellos momentos eran las únicas motos realmente capaces de transmitir fuertes sensaciones, en términos de prestaciones, aceleración, ligereza… Pero corrían -y corren- ¡una barbaridad! Ahora las superbikes han vuelto a encontrar su lugar en las pistas de velocidad, así como la afición por rodar de la gente en este entorno, y evolucionan a un ritmo sin igual. Más aún, las innovaciones que en ellas se implementan, luego pasan a modelos de otros segmentos de lo más variopintos en aras de la seguridad y la efectividad en la conducción. (Unidades inerciales, controles de tracción, sistemas anticaballito, ABS en curva, sistemas antideslizamiento, levantamiento de rueda trasera, etc.)

Pero, y volviendo al titular de este artículo… ¿Cómo se podrían satisfacer esas ganas de grandes sensaciones en carretera con motos muy potentes que, aunque corriesen mucho, no te estuvieran invitando a hacerlo constantemente y a terminar en prisión?… Pues muy sencillo: desprotegiendo al conductor frente al viento, e invitándole por tanto a circular bastante más despacio, especialmente en autopista y vías rápidas. ¡Y la formula funcionó! Y las naked potentes comenzaron a proliferar y a venderse por encima de las expectativas de los más optimistas… Pero, como en todos los segmentos, con los años y hasta llegar nuestros días, empezaron a crecer en cilindrada, en prestaciones y en equipamiento, al punto de convertirse, algunas de ellas, en verdaderas superbikes “al desnudo”. Otras, por el contrario, han tratado de mantener un mayor equilibrio entre la diversión, la polivalencia, y las elevadas prestaciones.

Sea como fuere, oferta hay para todos los gustos, y por eso os acercamos este listado con algunas de las últimas y más evolucionadas súper naked, o streetfigther, como queramos denominarlas. En esta primera entrega os ofrecemos las cinco más exclusivas, ya sea por precio, por comportamiento, por componentes, o por fisionomía y “exotismo”. Veréis que faltan unas cuantas: no nos apresuremos, tiempo tendremos en un próximo reportaje de verlas en detalle.

Todas, las presentes y las que vendrán, son motos capaces de sacarte una enorme sonrisa en una carretera virada de montaña, o una incursión en circuito; pero también exigen experiencia, pericia, control y moderación en la conducción. Son motos “desnudas” tan divertidas y efectivas, como serias y imponentes. ¡Admirémoslas!

Aquí os ofrecemos nuestras Naked hiperdeportivas 1 parte:

Naked hiperdeportivas 1
Naked hiperdeportivas 1: Aprilia Tuono V4 X

Aprilia Tuono V4 / Factory / X

La Aprilia Tuono V4 y V4 Factory son la mejor expresión de la mutación de una superbike sobresaliente (la RSV4 1100 y su versión Factory), en una súper naked excepcional. Una moto impresionante en términos de efectividad pura y dura ateniéndonos a su motor y parte ciclo, pero al mismo tiempo, capaz de agradar en cuestiones tales como el confort y suavidad de marcha, o el tacto refinado de todo su ser. Incluso ofrece cierta protección aerodinámica a través de su pequeño semicarenado.

A partir de ahí, la Tuono es un animal de la carrera, y el circuito, que precisamente encuentra en la exclusivísima V4 X, su máxima expresión. Una versión especial de tan solo ¡diez unidades! que se vendieron en cuento se pusieron a la venta.  Tecnología de MotoGP, 217 CV de potencia máxima, y 160 kg de peso. Unos valores inauditos al que solo un puñado de afortunados han tenido acceso.

PUBLICIDAD Content_2

Para el resto de los mortales, la Tuono V4 y Factory te ofrecen todo lo que puedas desear: un propulsor V4 a 65º capaz de desarrollar 175 CV de potencia máxima y 121 Nm de par, con una ECU muy evolucionada y una plataforma inercial que ofrece 6 modos de conducción, control de tracción, control anticaballito, freno motor, ABS Cornering, etc. Todo ello regulable a través de una pantalla TFT a todo color que dispone de conectividad.

Su bastidor de doble viga de aluminio es ya un icono dentro de la marca, y junto con el resto de componentes de parte ciclo, llevan la experiencia de conducción a otro nivel.

La versión Factory incorpora suspensiones semiactivas Öhlins Smart EC 2.0 de serie, algunos elementos en fibra de carbono y se distingue por su única decoración Aprilia Black.

Motor: 4 cilindros en V. DOHC, 16v. LC. 1.077 c.c.

Potencia: 175 CV a 11.000 rpm.

Peso: 185 kg / 160 kg (en seco).

Altura del asiento: 825 mm.

Precio: 16.999 € / 19.999 € (Factory) / N.D. (X).

Naked hiperdeportivas 1
Naked hiperdeportivas 1: Ducati Streetfighter V4 2022

Ducati Streetfighter V4 / S / SP

Las Ducati Streetfigther V4, S y SP se encuentran entre las naked más potentes que existen. Están animadas por el propulsor V4 a 90º que es la joya de la corona de la firma boloñesa, aunque con algunos caballos menos, al pasar de 215,5 CV (de la Panigale V4 2022) a 208 CV de potencia máxima. El dibujo que despliegan sus curvas de potencia y par son más enfocadas igualmente a su filosofía. De cualquier modo, la Streetfigter de Ducati es un animal de la carretera, y gracias a su parte ciclo sorprendentemente eficaz. También lo es en circuito cerrado de velocidad. No en vano, su bastidor es como en las Panigale: monocasco con motor portante. Una fisionomía que le confiere un tacto muy “de carreras” al que hay que acostumbrarse para extraer todo su potencial.

Como todas las Ducati de alta gama, o cualquier Ducati en general, está asistida por lo mejorcito en el apartado electrónico gracias a la unidad inercial IMU 6D y sus múltiples sistemas. Ofrece muy poca protección aerodinámica, y curiosamente fue la primera naked en montar de serie “alas”. Y son tremendamente efectivas y llamativas.

La Streetfigther se desdoblan en tres versiones, estándar, S y SP (Sport Produccion). La S monta suspensiones electrónicas Öhlins Smart EC 2.0, y otros detalles de equipamiento y diseño, como por ejemplo las llantas Marchesini de aluminio forjado. La SP, que es versión 2022, tiene placa con número de serie, asiento específico, una decoración exclusiva, embrague en seco STM EVO-SBK de 9 discos en lugar de bañado en aceite, llantas de carbono, estribos de aluminio mecanizados regulables, etc.

Motor: 4 cilindros en V. DOHC, 16v. LC. 1.103 c.c.

Potencia: 208 CV a 13.000 rpm.

Peso: 199 kg (en seco).

Altura del asiento: 845 mm.

Precio: 22.190 € / 25.790 € (S) / 34.990 € (SP).

Naked hiperdeportivas 1
Naked hiperdeportivas 1: Kawasaki Z H2 SE

Kawasaki Z H2 SE

Tomando como punto de partida el motor de cuatro cilindros en línea con compresor volumétrico y 998 c.c., la marca de Akahsi ha ido creando desde 2015 una gran familia con versiones deportivas, sport turismo y también naked, que es precisamente la que nos ocupa. Esta se denomina Z H2 SE.

Aunque es capaz de alcanzar los 310 CV de potencia máxima (H2R), la súper naked se “conforma” con 200 CV y un tacto suave y utilizable a bajas revoluciones, que sin embargo te embriaga a medida que sube la escala hacia el corte de encendido.

La Z H2 SE está diseñada bajo el estilo Sugomi y minimalista de la saga Z, y pocas cosas puedes llegar a echar en falta entre sus componentes. Las suspensiones son semiactivas de Kawasaki (KECS), y a través de la pantalla LDC TFT a color manejas su paquete de ayudas electrónicas: control de tracción, gestión de curva, frenado inteligente, control de crucero o cambio semiautomático (sólo para subir de velocidades). Obviamente, todo ello gestionado a través de una avanzada unidad inercial IMU. Igualmente dispone de conectividad, vía bluetooth con la aplicación Rideology.

Con 235 kg de peso se siente pesada, especialmente en comparación con el resto de motos exclusivas de este pequeño dossier, más enfocadas a un uso ultra deportivo, y es por ello que para disfrutarla plenamente es interesante anticipar ligeramente los movimientos y tratar de efectuar una conducción fluida.

Motor: 4 cilindros en línea con compresor volumétrico. DOCH, 16v, LC. 998 c.c.

Potencia: 200 CV a 11.000 rpm.

Peso: 235 kg (en orden de marcha).

Altura del asiento: 830 mm.

Precio: 21.699 €.

Naked hiperdeportivas 1
Naked hiperdeportivas 1: KTM 1290 Super Duke R EVO

KTM 1290 Super Duke RR / R / R EVO

La KTM Super Duke es una bestia animada por un poderoso motor bicilíndrico en V a 75º de alto cubicaje. La versión RR es la vigente, la 2021, mientras que las R y R EVO son novedad para 2022. Estas incorporan importantes cambios con respecto a la moto actual, mientras que entre ellas se diferencias básicamente por equipar la EVO suspensiones semiactivas WP APEX (SAT), con tres modos preconfigurados (Confort, Street y Sport), y otros tantos opcionales (Track, Advanced y Auto).

La KTM Super Duke es el buque insignia de la marca austriaca presente en MotoGP en cuanto a prestaciones y efectividad, a falta de contar en su catálogo con una superbike… Si no tenemos en cuenta la exclusivísima KTM RC 8 C (35.000 €), impulsada por el motor de 889 c.c. de la marca, con 128 CV y 140 kg de peso. Y de la que sólo se fabricarán 100 unidades.

Con respecto a la RR, las R y R EVO incorporan sutiles mejoras en el propulsor que optimizan su funcionamiento interno, y un chasis tubular de acero con motor portante que aumenta su rigidez torsional nada menos que en 3 veces. Sus tubos son más anchos y delgados, y se aligera 2 kg de peso. Una mejora significativa que se traduce en la confianza que transmite al piloto en conducción deportiva. El subchasis en material compuesto también es inédito.

A nivel electrónico no les falta absolutamente de nada: modos de pilotaje, control de tracción, control de freno motor y deslizamiento, ABS Supermoto, control de crucero, control de presión de los neumáticos, caja de cambios bidireccional, intermitentes autocancelables, sistema KTM Race On o llave inteligente, conectividad, etc.

Estéticamente las versiones 2022 tienen cambios significativos, con un frontal rediseñado, y una carrocería minimalista muy, muy agresiva, que sin embargo no pierde detalle para favorecer en lo posible la penetración aerodinámica.

Motor: 2 cilindros en V. DOHC, 8v. LC. 1.301 cc.

Potencia: 177 CV a 9.750 rpm.

Peso: 180 kg (en seco).

Altura del asiento: 837 mm.

Precio: 26.249 € (RR) / N.D (R y R EVO).

Naked hiperdeportivas 1
Naked hiperdeportivas 1: MV Agusta Rush 1000

MV Agusta Brutale RS /RR / Rush 1000 / Nürburgring

La MV Agusta Brutale es una súper naked muy exclusiva en cualquiera de sus cuatro versiones. La RR podríamos considerar que es la “estándar”, mientras que las Rush 1000 (que no pertenece propiamente a la familia aunque es una Brutale) y Nürburging (esta última recién puesta en escena), son unas ediciones limitadas de 300 unidades la primera, y 150 la segunda. La Brutale entró en el 2021 con un propulsor adaptado a la Euro5, además de otras mejoras a nivel electrónico. La RS es la más civilizada de todas, no por sus características técnicas, que son las mismas que las de la RR, sino por su ergonomía más relajada, y sus componentes de parte ciclo menos exclusivos.  De ahí su menor precio.

El chasis de acero de las Brutale es de prestigio más que reconocido, al ser idéntico al de la última F4, la superbike de la marca que actualmente está descatalogada. Es una moto extremadamente eficaz, pero muy radical, y muy rígida, aunque mucho menos que las de las primeras series de la F4 750, que apareciera allá por 1997.

El motor de la Nürburgring es como el de la RR, mientras que la Rush tiene un nuevo perfil de árboles de levas y tratamiento DLC para el accionamiento de las válvulas, lo que mejora su resistencia y potencia llegando a 212 CV, frente a los 208 CV de sus hermanas. La Nurbügring por su parte se distingue por su reducción de peso en 3 kg (monta llantas de carbono), nuevo frontal que ejerce mayor carga aerodinámica, y una decoración exclusiva. También dispone de un Kit de competición que incluye escape completo de titanio Arrow 4-2-1 y una centralita específica, entre otras mejoras.

La gestión del propulsor está acometida por una plataforma inercial IMU de última generación con “anti wheelie”, control de tracción en 8 posiciones, cuatro mapas de potencia y ABS Cornering, entre otros muchos sistemas. Rush y Nürburging son motos de colección… A tenor de las pocas unidades producidas, mientas que las RR y RS son más “comerciales”.

Motor: 4 cilindros en línea. DOHC, 16v, LC. 998 c.c.

Potencia: 208 CV / 212 CV a 13.600 rpm.

Peso: 186 kg (en seco).

Altura del asiento: 845 mm.

Precio: 25.500 € (RS) 32.300 € (RR) / 38.800 € (Rush) / 39.900 € (Nürburgring).

Naked hiperdeportivas 1

Deja un comentario