Márquez: "Con Bridgestone salvabas los sustos, con Michelin te caes el 90% de las veces"
Connect with us
Publicidad

Sin categoría

Márquez: “Con Bridgestone salvabas los sustos, con Michelin te caes el 90% de las veces”

Publicado

el

Solo Moto: Marc, ¿por qué eres líder del campeonato? ¿Has sido el más rápido, el más listo, el más precavido, el que más suerte has tenido…?

Marc Márquez: …Bueno es difícil escoger una sola razón, porque no soy el que más carreras ha ganado, tampoco él que más rápido ha ido en el cómputo de los entrenamientos, así que se puede decir que voy líder porque he sido el más regular. ¡Nunca lo había sido por esta virtud!… Pero sí, la regularidad es lo que me ha llevado a estar ahora líder del campeonato.

SM: ¿Y esa regularidad es fruto de haber sido el más cuidadoso?

MM: Cuidadoso no creo… Es una palabra que no creo que se ajuste a la realidad, porque por ejemplo en el último GP en Holanda arriesgué. No a lo largo de toda la carrera, pero sí en momentos concretos. Y si en esos momentos concretos te caes, que es muy fácil en agua, fastidias el fin de semana.

SM: En Mugello confesaste que en un momento dado te soltaste la melena, que te olvidaste del campeonato y te entregaste a ganar la carrera. ¿Ha sido la única vez esta temporada o habido alguna otra vez?

MM: Digamos que Mugello es en el que corrí más riesgo este año. Montmeló también, hasta las dos últimas vueltas, que dije: “Ya basta, si no te vas a caer”. Pero en Montmeló salvé muchas situaciones de riesgo. En estas dos carreras, Italia y Catalunya, me vi lo suficientemente bien como para arriesgar, y en Holanda también me sentía bastante bien en seco para hacer una carrera de arriesgar un poquito. Pero al final se dieron las condiciones que se dieron.

SM: Una curiosidad. ¿Y en Texas? ¿Allí tu margen es tan grande que vas sobrado o también tienes que flirtear con el filo de la navaja en algún momento?… Lo digo porque como allí siempre ganas.

MM: En Texas este año fue diferente, porque arriesgué durante unas vueltas en concreto, pero luego pasé a gestionar la ventaja que había conseguido. Pero sí, ahí quizás no arriesgué tanto como por ejemplo en Mugello y Montmeló. En Austin las cosas me salían más fácil, no sé por qué, pero me salía así.

SM: En Holanda, cuando terminaste, dijiste que estabas muy contento porque habías conseguido controlarte. ¿Este tipo de carreras te divierten o te aburren?

MM: No, no, no… Ni te diviertes ni te aburres, simplemente sufres… y se te hacen muy largas. La afronté como una carrera de no perder puntos o perder los menos posibles, porque sabía que era una carrera en la que podías dejarte muchos puntos. La primera carrera, porque fueron dos carreras, en un momento dado pensé: “Ya se estará terminando”y miro y solo llevábamos ¡10 vueltas!… Se te hacen muy largas.

SM: ¿Porque te tienes que controlar?

MM: Porque vas sufriendo. Sabes que en seco tú vas pilotando y hay tres puntos en el circuito en los que tienes que vigilar, pero es que en agua tienes que vigilar en todas las curvas, en todos los puntos, y esto te hace ir con una tensión mental que es lo que te fatiga. En seco quizá esto te fatiga más físicamente y en agua el cansancio es mental. La noche después de Assen me dormí superpronto, porque psicológicamente la carrera había sido agotadora.

RCV 2016
 

SM: Cambiemos de tercio, hablemos de tu moto, concretamente de la electrónica. Pongamos como referencia la del año pasado: si la electrónica con la que acabasteis la temporada la valoramos en 100, ¿a qué nivel empezasteis en 2016 y dónde estáis ahora?

MM: De punto de partida me atrevería a decir que nosotros a un 30…

SM: ¡Uala, ¿en serio?

MM: Sí, pero la actual electrónica no va tan mal, porque ahora esa misma está muy cerca de lo que teníamos. Yo diría que ahora estamos a un 85/90. El problema es que las otras marcas están a 100, sobre todo Ducati. Vas detrás de ellos y va igual que antes. Nosotros en cambio hemos perdido aceleración, porque estoy convencido de que no solo es por culpa del motor, sino también de electrónica. Ya el año pasado perdíamos en aceleración, pero este, con la electrónica nueva, aún más.

SM: ¡De 30 a 85!… Sabiendo dónde empezasteis con la electrónica, todavía es más sorprenderte que seas líder del campeonato. Habéis hecho lo que se hace normalmente en pretemporada al mismo tiempo que estabais compitiendo.

MM: Sí, hay que hacerlo en pretemporada… Pero el caso es que en pretemporada hubo un circuito, Philip Island, en el que estuvimos delante. Pero también es cierto que es un circuito en el que el trabajo de la electrónica es menos determinante, porque son curvas más largas, de tercera o cuarta marcha. Claro que la electrónica influye, siempre influye, pero no tanto; el coto de tracción, por ejemplo, no entra tanto. Pero cuando probamos la electrónica en Jerez en noviembre, Redding, Petrucci, Barberá y todos estaban delante de nosotros. En febrero fuimos a Malasia y estábamos el 8 o el 9; también estuvimos atrás.

SM: Me puedes explicar qué buscaba o qué busca Honda con el motor con el cigüeñal girando hacia atrás? ¿Ser más rápidos en los cambios de dirección, por ejemplo?

MM: Se buscaba ser un poco más eficientes en aceleración, que se levantara menos la rueda. Porque la teoría dice que con un motor de estas características hace menos wheelie, pero al final en la práctica no ha habido mucha diferencia en ese aspecto. Están también las curvas rápidas: la teoría decía que iba un poco mejor, y ahí sí que va mejor. En Mugello, Montmeló, Qatar, Philip Island y circuitos de este tipo sufríamos mucho y ahora estamos más cerca en ese tipo de curvas; pero en contrapartida cuesta un poco más parar la moto frenando.

SM: Y de los que vienen ahora, ¿cuál está en esta línea, Silverstone?

MM: ¿Silverstone?… Puede ser; pero quizá no podamos aprovechar la diferencia porque en Silverstone hay muchas aceleraciones. Quizá lo que ganemos en unas curvas luego lo perdemos en aceleraciones; aún no hemos encontrado el compromiso adecuado. Pero creo que con este motor nuestra moto es una moto más completa a lo largo de todo el campeonato. Quizá con la otra en un circuito ibas muy bien y en otro sufrías mucho; con esta se sufre, pero los picos no son tan altos y los baches entre los circuitos no son tan grandes”.

SM: Y eso me imagino que te estresa menos mentalmente, ¿o no?

MM: ¡Igual! Porque al final tú quieres un poco más. Si fuésemos los más rápidos en todos los circuitos, no me estresaría, pero como habéis visto, no lo somos, y cuando no estás arriba del todo, quieres estarlo.

SM: Tú eras especialista en exprimir el Bridgestone delantero en todas las frenadas. Con el Michelin, ¿has tenido que reciclarte mucho?

MM: Bastante, me he tenido que reciclar bastante; sobre todo en pretemporada. Ahora se ha acercado bastante a lo que es el Bridgestone. Lógicamente no es lo mismo, pero te permite frenar bastante tarde y con confianza, aunque genera sustos que aún no se entienden. Por ejemplo, en un entrenamiento libre de Holanda se me fue la rueda en la recta, allí es muy raro. Es verdad que es algo ocasional, normalmente no pasa, pero quieras o no estas cosas te restan mucha confianza. Sobre todo a la hora de adelantar, porque con el Bridgestone decía: “Bah, un poco más y me aguanta el neumático”. Con este un poco más y… El margen en el límite es mucho más reducido, es más estrecho. Con Bridgestone tenías el susto pero normalmente lo salvabas, con el Michelin si tienes el susto, al 90 % te caes.

Nombres propios
 

SM: Para terminar, un par de nombres propios. Empecemos con el de Álex Márquez. ¿Qué le pasa a tu hermano? Teniendo en cuenta que es su segunda temporada en Moto2, ¿no crees que debería estar más arriba?

MM: Sí, y más como terminó el año pasado, que lo estaba haciendo bastante bien haciendo quinto, sexto, séptimo. Este año esperaba estar ahí. Quizá no hizo la mejor pretemporada , se lesionó la muñeca, se rompió, tuvo dos caídas muy fuertes… Esto, quieras que no, a un piloto le resta confianza. Salió con ganas y cuando te caes, intentas salir y otra y otra… Se cayó muchas veces seguidas. Ahora tiene que terminar carreras y luego ir subiendo. Yo creo que al final lo irá sacando porque si miras el ritmo de carrera… Yo se lo digo cuarenta veces, porque él pierde la carrera los sábados. Si mejora el sábado, el domingo lo tendrá mucho más fácil, porque no es lo mismo en Moto2 salir el quince con los adelantamientos y tal, que en segunda línea.

SM: Pedrosa. ¿Cómo gestionaste sus declaraciones de que tú habías elegido la moto de este año y que si hubiese sido él, habría sido otra?

MM: Bueno, no me sentó de ninguna manera, porque no le di mucha importancia. Al final él sabe que Honda cogió a sus dos pilotos y que nos fuimos a probar a Jerez las nuevas motos. Tú puedes tener unas sensaciones, pero al final Honda decide las cosas por el mejor tiempo por vuelta. Y este tiempo, tanto el mío como el suyo, fue más rápido con el motor nuevo… Aunque es cierto que con el motor nuevo la moto era más pesada, cansaba un poco más.

SM: ¿Por qué crees que lo dijo?

MM: Quizá para su estilo de pilotaje le iba mejor el otro motor, pero al final, para una marca hay dos pilotos y si los dos van más rápido con la misma moto y, además, yo había sido el más rápido, pues el comentario que tiene más peso es el del piloto que haya ido más rápido. No hay piloto número uno o número dos, es el piloto más rápido en ese momento, y el piloto más rápido en ese momento era yo. Yo entiendo que si está dando el 100 % y no acaba de llegar, puede sentirse un poco acorralado y hace comentarios que en otro momento en frío no dirías.

SM: ¿Tú te crees el apretón de manos de Montmeló?

MM: Sí, yo me lo creo. En el futuro me dirás tonto o no (risas), pero yo sí que me lo creo. Yo lo hubiese hecho mucho antes, porque es bueno para el campeonato. No te digo que seamos amigos, pero al menos una relación profesional creo que es lo mínimo que debemos mantener. Con cualquier piloto de la parrilla de salida. Y justo en ese momento de Montmeló todo estaba muy sensible… Después de la carrera que hicimos, en la que él me ganó, nos cruzamos la mirada y fue un acto reflejo casi por parte de los dos. Yo creo que cuando es así, sí que lo sientes.

SM: ¿Cómo están ahora las cosas?

MM: Antes era incómodo, no solo para mí y para él, sino también para la prensa. Ahora es más cómodo para todos y el campeonato en sí. Al final tú estás en tu box, él está en su box y no cambia nada, pero todos somos pilotos y nos jugamos lo que nos jugamos en la pista y hay que tener una relación cordial. Luego en la pista, batalla máxima.

Publicidad
Haz clic aquí para comentar

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Facebook

Publicidad

SOLO MOTO MAGAZINE Nº 2054

Descubre nuestras ofertas de suscripción en papel o en versión digital.

Solo Auto

La mejor información del mundo del automóvil la encontrarás en Solo Auto.

Los + leídos