Connect with us
Publicidad

Enduro y Raids

Laia Sanz: “Lo he pasado muy mal, tanto que el Dakar pasó a ser secundario”

Publicado

el

Laia Sanz lo he pasado muy mal

Dos graves infecciones conjuntas han tenido en vilo a alguien de la fortaleza física y mental de Laia Sanz, de manera que ha estado tres meses sin poder absolutamente nada más que descansar.

Laia empezó a sentirse débil en verano, pero no creyó que fuese nada grave hasta que todo fue a peor. Primero la catalana contrajo una mononucleosis, una infección que debilita mucho y que requiere absoluto reposo, pero además se complicó con una fiebre Q, que le provocó una neuropatía que, además de debilitar, provoca visión borrosa y alteraciones en el corazón.

“En verano ya llevaba unos meses que me encontraba floja, pero pensaba que era la alergia que siempre sufro en la primavera, pero en agosto ya no estaba nada fina, me mareaba… no estaba bien. Empecé a ir a médicos, pero no me encontraron nada”.

“Intenté correr en Perú en septiembre y no pude acabar, algo raro porque incluso lo he hecho con fiebre y encontrándome realmente muy mal”, cuenta a Marca. Ha sido bastante chungo”, confesó la campeona.

En estas condiciones, las carreras pasan a ser algo secundario:

“Ha sido muy duro, un calvario. Ha habido días en los que mi última preocupación era el Dakar, sólo quería encontrarme bien y poder hacer vida normal”.

Ha habido momentos duros, porque estaba preocupada por mi salud, por ver que no llegaba al Dakar… lo veía muy negro”.

Laia incluso llegó a pensar que se había acabado la competición para ella, de manera definitiva:

“Hasta que no fuimos al cardiólogo y nos dijo que ya estaba todo bien otra vez, llegué a pensar que quizá no podría volver a competir y que podría tener secuelas graves en mi vida personal… Lo pasas mal porque no sabes si vas a volver a estar bien. Tenía un soplo bastante grande por la bacteria y 100 pulsaciones en reposo cuando normalmente estoy a 40”.

No ha podido entrenar ni en moto ni en el gimnasio hasta hace bien poco. La catalana es fuerte, pero el Dakar es muy exigente y la piloto es realista:

No voy a llegar bien, soy realista. En el rally Dakar, cuando llegas físicamente a tope, sufres. Así que, sin llegar bien, con entrenos suaves en los que no voy al cien por cien… He pasado de llegar totalmente preparada a hacer un diciembre así. Voy a llegar como pueda”.

Publicidad
Publicidad
Publicidad ¡Suscríbete a Solo Moto y llévate esta súper oferta!
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Facebook

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Solo Moto Nº: 2.037

Suscripción en papel: https://www.quierounarevista.com/solomoto Descargar la revista o suscripción digital en: kioscoymas

Los + leídos