PUBLICIDAD

Laia Sanz dice adiós para siempre al Dakar en motos

La 11 veces ganadora del Dakar en categoría femenina Laia Sanz ha confirmado que no volverá a disputar el raid al manillar de una moto.

Laia Sanz ha revelado durante la inauguración de las nuevas instalaciones de uno de sus patrocinadores personales, KH-7, especialista en productos de limpieza, quitagrasas, quitagrasas desinfectante y quitamanchas, que no participará nunca más en el Rally Dakar en moto. «Podía haber seguido haciendo Dakar en moto, pero también tenía la sensación de haber hecho ya más de lo que hubiera imaginado. Ahora estaba en ese punto de ¿por qué continuar arriesgando tanto para intentar hacer la 15, la 16? No me compensaba tanto, y tenía ganas de hacer cosas nuevas que siempre me motiva».

La piloto de Corbera del Llobregat (Barcelona) asevera haber cumplido así una etapa. «Creo en el Dakar había llegado a mi techo en motos», admite. «Siendo realistas hay una generación nueva, joven, que se arriesga mucho, y no me venía tan de gusto. Por la edad y por la experiencia hace que vea las cosas diferentes y seguramente no tenía tantas ganas de asumir tantos riesgos», comenta la española, para la que el accidente mortal del portugués Paulo Gonçalves en la edición 2020 del raid más largo, duro y difícil del mundo, hizo que definitivamente abogara por poner el punto final al Dakar en motos e iniciar una nueva aventura:

«Sí, es un adiós para siempre al Dakar en motos, no creo que haga como el trial, que ocho años después he vuelto«.

Al Dakar 2022, pero al volante

No estará en motos, pero Laia sí participará al volante de un vehículo de cuatro ruedas en el Dakar 2022. «Se han juntado muchos factores, el hecho de empezar en Extreme-E, de que se estaba acabando un ciclo, los dos últimos Dakar no los había podido preparar como tocaba  y seguramente no los he disfrutado tanto como los otros, el tema del riesgo… Yo creo que es un poco todo y es el momento perfecto para empezar a hacer un cambio».

Eso sí, no ha revelado en qué categoría: coches, SSV o buggies. «Aún no sé qué haré en el próximo Dakar. Espero muy pronto poderlo decir y dar noticias. Aún estamos terminando de trabajarlo». «Lo que está claro es que es un cambio hacia las cuatro ruedas, que me ilusiona mucho y tengo muchas ganas de aprender y pasaré de ser una veterana a una júnior», añade mientras sonríe.

A principios de año, por cierto, Laia se estrenó como piloto de raids en coche al tomar parte en el Rally Andalucía, cita del Mundial de Cross Country, al volante de un MINI 4×4 de X-Raid. Su posición final: séptima.

Hay Laia para rato

A sus 35 años, la piloto catalana, además de sus 14 títulos mundiales de trial, atesora otros 5 títulos mundiales de enduro (que podrían ser 6 dentro de dos semanas), y 11 participaciones (2011-2021) en el Dakar siendo en todas ellas la mejor fémina. Pero lo que más le llena es seguir siendo competitiva. «Ganar el Mundial de trial en Portugal, después de ocho años sin competir, no era fácil, pero si no me hubiese encontrado en condiciones no hubiera ido. Era un reto difícil, pero lo supe llevar lo mejor posible», y afirma que «Lo que si puedo asegurar es que hay Laia para rato».

Este mes Sanz debutará en el Mundial de RallyCross RX2E, en el circuito de Spa-Francorchamps (Bélgica). «Estoy corriendo en el ExtremE y todo lo que sea correr en coches y ganar experiencia me va perfecto. Y en este caso, el RallyCross es perfecto para luchar ‘cuerpo a cuerpo’, que es algo que me hace falta».

Ciertamente, antes de acabar octubre, tomará parte en Cerdeña (Italia) en otra cita del campeonato de todoterrenos eléctricos, el Extreme-E, con el equipo Acciona/Sainz, el único español y en el que comparte pilotaje con Carlos Sainz, BiCampeón del Mundo de rallyes y tres veces ganador del Dakar en coches.

«Es un coche que no es fácil de llevar y menos para comenzar. En mi caso tengo más hándicap que otros pilotos, que llevan más horas de carreras que yo, que vengo de las motos. Cuesta coger experiencia, pero con Carlos (Sainz) voy a intentar aprender a tope y acelerar este proceso de aprendizaje».

Deja un comentario