PUBLICIDAD Billboard
Fotos: Mecum

La Honda RC30 más cara de la historia, nunca podrás pagar tanto…

Una de las superbikes más icónicas de los 80 alcanzó un precio histórico, y es que la Honda RC30 más cara de la historia se vendió por una increíble cantidad de dinero…

Antes de contaros algo sobre esta superbike hay que dejar claras unas cuantas cosas. Los precios que las motos alcanzan en las subastas siempre son debidos a algún motivo.

Por ello que una RC30 alcance este astronómico precio no es óbice para que todas las RC30 cuesten esta barbaridad… No.

PUBLICIDAD Content_1

Cuando una moto alcanza este precio es porque, por ejemplo, nunca se ha estrenado, tiene cero kilómetros en su odómetro, no se ha sacado de su caja, está ligada a algún hecho o perteneció a algún piloto o personaje público famoso.

Imagen de la Honda RC30
Esta Honda RC30 alcanzó un precio astronómico.

Dicho esto, ya podemos entrar en materia. La Honda VFR750R -más conocida por su código interno RC30- que hoy os mostramos es la Honda RC30 más cara de la historia porque nunca fue estrenada, tiene 3 kilómetros en su marcador y está inmaculada, como sacada de la tienda. Y tiene toda la documentación y herramientas originales también nuevas a estrenar, otro detalle más.

Además, esta moto formó parte de una colección de un museo, concretamente del MC Collection de Estocolmo, lo que aumenta también su valor. Si un museo compra esta moto es porque está «de museo» como se suele decir, inmaculada y original.

PUBLICIDAD Content_2

La Honda RC30 más cara de la historia estaba sin usar, como nueva

A todo esto, hay que sumarle que la Honda RC30 fue una superdeportiva de circuito y matriculable lanzada por la marca en 1988 para lograr el título del mundial de Superbike, y que la valoración del mercado europeo no es la misma que la del americano, otro pequeño detalle…

Por ello todos sus componentes, parte ciclo, motor y demás, primero se diseñaron para funcionar bien en circuito y luego se añadieron los ligeros cambios necesarios para que fuese homologable para matricularla y circular por carretera.

Fruto de ello nació una de las superbikes más icónicas del mundo y de Honda, ya que su motor V4 -4T, LC, 16V, DOHC, distribución por cascada de engranajes-, el chasis doble viga de aluminio o el basculante monobrazo, además de su estética con carenado integral de doble faro, marcaron estilo.

PUBLICIDAD Content_3
Foto de la Honda RC30
La Honda RC30 más cara de la historia es de 1989.

Y es que sus suspensiones, su equipo de frenos -doble disco con pinzas de cuatro pistones-, su instrumentación “de carreras”, su colín monoplaza y su minimalismo también sentaron cátedra.

Y sus prestaciones eran, evidentemente, estratosféricas para la época, nada menos que 118 CV para un peso de solo 185 kg. Une todo esto y obtendrás un precio de subasta simplemente astronómico… Más competitiva que una Suzuki GSX-R 750 de 1985, que era la bomba de la época.

PUBLICIDAD Mobile_Pos7

Una moto icónica, como nueva, de museo, ingredientes para que su precio se dispare

Pues bien, la última RC30 subastada en Bonhams en la subasta de primavera de este año alcanzó una cifra de 56.000 euros, lo cual es bastante respetable, pero la Honda RC30 más cara de la historia llegó más arriba…

PUBLICIDAD Content_4
Foto de la Honda RC30
La mires por donde la mires es espectacular…

Y es que, en la subasta de Las Vegas de 2019, organizada por Mecum, la Honda RC30 más cara de la historia alcanzó una cifra de… ¡121.000 dólares!

Esperaban recaudar 65.000 dólares, pero acabaron recaudando casi el doble, lo cual es simplemente impresionante…

PUBLICIDAD Mobile_Pos8

Y traducido a moneda europea estamos hablando de unos respetables 115.000 euros, lo que es casi el doble de lo que se llegó a pagar por la anterior Honda RC30 más cara de la historia en una subasta… Una locura que nunca podremos pagar…

Detalle de la Honda RC30
La instrumentación era muy racing. El odómetro está casi sin estrenar…

Te recomendamos

PUBLICIDAD Excl_Slot_7

PUBLICIDAD Excl_Slot_8

1 comentario en «La Honda RC30 más cara de la historia, nunca podrás pagar tanto…»

Deja un comentario