PUBLICIDAD

Iannone se lía a martillazos con su Porsche

No es que el italiano estuviera cabreado por algo. Es, sencillamente, ¡¡¡que se dejó las llaves dentro!!!.

El piloto de Ducati fue a repostar en una gasolinera, se bajo de su Porsche y se olvidó las llaves dentro. Su solución: coger un martillo y liarse a martillazos con la ventanilla de la puerta trasera hasta romperla para poder meter la mano, abrir la puerta y tener acceso al vehículo.

Una vez ‘solucionado’ el problema, Andrea Iannone reemprende la marcha… pero sin ponerse el cinturón de seguridad.

Su acompañante lo grabó todo en vídeo y lo subió al canal de propio piloto. Todo un ejemplo…

Deja un comentario