Connect with us
Publicidad

Scooters

Honda Forza 125: Demostración de fuerza

Publicado

el

Patrocinado por Impala

Noticia patrocinada por:

Patrocinado por Impala

El nuevo Honda Forza 125 es un scooter único dentro del catálogo del fabricante ja­ponés. Por primera vez en mucho tiempo, se trata de un modelo pensado, diseñado y fabricado en Italia exclusivamente para el exigente mercado europeo, de ahí su calidad extrema, cuidado aspecto y completo equipamiento.

No se trata de un scooter más, sino de la llegada de un nuevo buque insignia dentro de la cilindrada que eleva a la enésima potencia la calidad y el estándar de fabricación al que Honda nos tenía acostumbrados en los últimos tiempos. Goza de un atrevido y rompedor diseño en el que tanto la calidad de acabados como el confort de marcha, comportamiento o ergonomía adquieren un papel fundamental.

Nos hallamos ante un scooter de gama premium, realmente atractivo y con una calidad de acabados excelente. Además, no le falta prácticamente de nada, dispone de un equipamiento de primer orden, con un aparato de carga especialmente inte­resante, donde encontramos una profunda guantera tras su escudo –sin cerradura pero con toma de corriente de 12V– y, ante todo, un amplísimo habitáculo bajo el asiento con una destacable capacidad de 48 litros, ideal para guardar dos cascos integrales sin complicaciones.

El Forza exhibe calidad y tecnología por los cuatro costados, por ello no faltan detalles tan exclusivos como los faros, luces de posición, piloto trasero o incluso luz de la placa de matrícula con tecnología led, que no solo lo hace muy recono­cible, sino que también destaca por su capacidad y potencia lumínica.

Otro punto importante en este aspecto es el cuadro de instrumentos, que mantiene la tradi­cional combinación analógica digital de siempre, aunque, en esta ocasión, los diseñadores le han conferido un aspecto mucho más atractivo, orde­nado y claro que en las versiones anteriores, y, al mismo tiempo, también lo han dotado de un me­jor equipamiento gracias a una pequeña pantalla LCD que nos mantendrá informados, entre otras cosas, de consumos instantáneos y promedios.

Por último, la accesibilidad y la seguridad se ven perfectamente combinadas en la ya cono­cida piña de contacto multifunción, en la que, como en otros modelos de la cilindrada, conflu­yen las funciones de apertura de asiento y de­pósito de gasolina con la de bloqueo magnético de seguridad. Pero si por algo Honda nos desplazó a la precio­sa localidad de Niza no fue únicamente para apre­ciar la belleza de su nuevo Forza, a través de un divertido y variado recorrido combinado de ciudad, carretera y autopista, los organizadores del evento se propusieron demostrarnos las bondades y ca­pacidades de su nueva criatura, que son muchas y muy interesantes.

Todas su expectativas se centran en el compor­tamiento de su nuevo motor, perteneciente a la ya conocida saga eSP –enhanced smart power–, con tecnología de baja fricción, arranque ACG o sistema Idle & Stop de paro al ralentí, pero en esta ocasión, perfectamente actualizado con una culata de cuatro válvulas que le confiere un nuevo carácter y manteniendo máximo respeto al medio ambiente y el bajo consumo. La suavidad de fun­cionamiento a cualquier régimen es la carta de presentación de este propulsor eSP, no se siente ni una sola vibración y su rumorosidad es imper­ceptible.

La configuración de cuatro válvulas ha cambiado un poco su respuesta respecto a la de dos válvulas, la entrega en bajos es más suave y se potencia su carácter a medio-alto régimen. Ello propicia un scooter con una aceleración inicial fluida y progresiva (será la mejor de la categoría según Honda), que gana vueltas con facilidad y que ofrece una mejor estirada en el tramo final del cuentavueltas, lo que, obviamente, se traduce en una mayor velocidad punta que, en el caso del Forza, ciframos en unos 129 km/h con corte de encendido sobre las 10.500 rpm, todo ello, se­gún el cuadro de instrumentos.

Lo mejor de todo es que, a pesar de poder disfrutar al máximo de las prestaciones de una portentosa mecánica de 14,96 CV, el gasto medio de combustible ofrecido por la pantalla LCD no superaba los 2,5 litros a los 100 km, un impresionante consumo, por otro lado habitual entre los scooters 125 cc de Honda, que arroja una extraordinaria autonomía muy superior a los 400 km…

Alrededor de esta brillante mecánica, Honda ha con­feccionado una parte ciclo polivalente y muy solvente, pensada para otorgarle una agilidad de movimientos superior a la media y con vistas a un mejor compor­tamiento en carretera. Gracias al tortuoso y revirado recorrido que separa la ciudad de Niza del Princi­pado de Mónaco, principal destino de la presen­tación, tuvimos numerosas ocasiones de poner a prueba el nuevo Forza. Para comenzar, lo primero que capta tu atención es la cómoda posición de conducción, con un asiento amplio y de tacto consistente (a 780 mm), anchas plataformas con posibilidad de estirar las piernas, manillar bien colocado y una magnífica protección gra­cias al parabrisas regulable en seis posicio­nes.

En marcha, desde el principio, se nota muy equilibrado, el nuevo chasis de acero se muestra rígido y fiable, tiene una geome­tría de dirección muy bien estudiada y una distancia entre ejes contenida, lo que le confiere un excelente compromiso entre agilidad y estabilidad. En recta, a cual­quier velocidad se mantiene impertérrito, mientras que en curva, las suspensiones y la combinación de llantas de 15 y 14 pulgadas con neumáticos de gran sección le aportan máxima fiabilidad al inclinar y precisión a la hora de combi­nar diferentes trazadas. Tanto delante como detrás observaremos un consistente comportamiento de las suspensiones, muy efectivas a la hora de su­perar baches de diferentes profundidades y con­fortables en cuanto a las acciones de compresión y extensión.

En cuanto a frenos, la calidad esperada; no hay mejor solución que confiar en unos discos de buen diámetro en ambos ejes (256 y 240 mm) y acompa­ñarlos de unas poderosas pinzas que los muerdan con fuerza y nos aporten un buen grado de preci­sión. Si además, todo ello lo combinamos con un ABS de dos vías de última generación de serie, los resultados no pueden ser más que excepcionales.

En definitiva, Honda tiene entre manos un producto muy competitivo, sofisticado y avanzado, su precio, de 4.799 euros, deja bien claro que se trata de un modelo exclusivo y al alcance de unos pocos. Está destinado a un tipo de usuario muy concreto que, principalmente, está dispuesto a pagar un poco más por un gran turismo de calidad, con tecnología de vanguardia y diseñado respecto a los parámetros y gustos europeos. Una atrevida apuesta que, sin duda, tendrá su público entre la amplia y variada oferta del extenso mercado de 125 cc que, cada día más, atrae a muchos conductores de automóvil be­neficiados por la convalidación entre carnets A1 y B.

Haz clic aquí para comentar

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad
Publicidad

Newsletter

Publicidad ¡Suscríbete a Solo Moto y llévate esta súper oferta!
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Facebook

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Solo Moto Nº: 2.040

Suscríbete y recíbela en casa por sólo 1,87€ al més o suscríbete para verla en formato digital.

Los + leídos