Giampiero Sacchi: "Quiero ganar, por eso estoy aquí"
Connect with us
Publicidad

Sin categoría

Giampiero Sacchi: “Quiero ganar, por eso estoy aquí”

Publicado

el

Su vida son las carreras. En una ocasión la televisión italiana aseguró que atesora 25 campeonatos del mundo entre pilotos y constructores, repartidos entre sus labores de team manager, coordinador, jefe de equipo, representante de pilotos o dueño de su propia estructura.

Es un tipo tranquilo, sosegado, buen conversador. Fumador de puros, amante de la mejor gastronomía y por supuesto motos de todas épocas. Ha estado presente en los últimos 30 años de MotoGP y pasó fugazmente por Superbikes en el 2009 como responsable deportivo de Aprilia, antes de regresar en este 2016. Se embarcó en la aventura de constructor y se puede decir que Ioda Racing fabricó la primera Moto 3 de la historia. Pasó a Moto 2 y se dejó seducir por MotoGP a partir del 2012 donde desembarcó con las desaparecidas CRT.

Desde entonces ha vivido en los bajos fondos de la parrilla de MotoGP, categoría que ha abandonado con pocos resultados y muchas deudas, para volver con Aprilia al Mundial de Superbikes.

Pasión

Con Giampiero Sacchi es difícil hacer una entrevista al uso, sino que la conversación es fácil, calmada y siempre, siempre, interesante.

“Llegué a Aprilia a final del 2005, recuerda. Era responsable de la gestión deportiva del grupo Piaggio y se movía mucho dinero. Manejábamos más de 40 pilotos y motos entre 125 y 250 con un volumen de negocio importante si tenemos en cuenta que alquilábamos y vendíamos las motos”, recuerda en el interior de su Hospitality heredado de MotoGP.

En el 2006 Piaggio decidió que Derbi y Gilera representarían al grupo en la competición y empezó el proyecto de la Aprilia RSV 4. La moto se puso en pista en el 2008.

“Vi nacer a esta moto de Superbike. El esfuerzo industrial fue bestial y ver desde la primera maqueta hasta que pasó a la pista,  algo muy interesante. Cuando debutamos el resto de fabricantes nos tiró en cara que habíamos hecho una MotoGP. Si fuimos capaces de hacerla y venderla en la calle por 20.000 €, es que hicimos algo bien…¿no?”.

Pero su mundo era MotoGP. Y allí volvió pero en contra de su propia naturaleza, nunca tuvo opciones en los últimos años de aspirar a ganar. Se creyó equivocadamente una feliz pre jubilación en la categoría reina de MotoGP, allí donde todos quieren llegar. “La realidad fue que tuve que encontrar y poner mucho dinero para acabar de los últimos. Si cogíamos puntos era una gran fiesta. El reglamento de la CRT me permitió hacer nuestra moto y en ese sentido fue una experiencia maravillosa, del mismo modo que lo fue hacer nuestro propio motor en Moto 3. Pero luego pasé a ser un cliente que tenía que alquilar las motos a un precio carísimo sin poder siquiera soñar con estar delante. Solo podíamos soñar si llovía para aspirar a llegar en los puntos y sobrevivir”.

El proyecto de Superbike

A final del año pasado tras un encuentro con Carmelo Ezpeleta (Dorna) surgió la posibilidad de estar en Superbike con Aprilia. ¿Te lo has planteado?, me dijo Ezpeleta. “Llamamos a Albesiano de Aprilia. Esto era un 5 de enero, el 12 de febrero firmamos el contrato y el 16 las motos se fueron a Australia”.

Se habla de un contrato por el que por casi un millón de € la fábrica sirve las motos, recambios, cuatro técnicos y cierto desarrollo en la electrónica. “Es curioso que ahora en MotoGP tengan la electrónica bloqueda y aquí es prácticamente libre”, dice en voz baja.  La estructura es de Sacchi y en ella se cuentan más de 30 empleados, diez los cuales trabajan en el inmenso hospitality.

“Todo fue muy rápido pero me interesó pues tenía la posibilidad de seguir en las carreras a un precio más razonable, pagar deudas (gracias a la venta de su plaza en MotoGP) y soñar con volver a ganar. Quiero ganar, por eso estoy aquí, pero no puedo ser arrogante y pretenderlo con un equipo que montamos en dos días. Vuelvo a tener entusiasmo después de dos años económicamente muy complicados porque alguien se olvidó de pagarme. Ahora tenemos la posibilidad de hacer resultados y de luchar para ganar lo antes posible”.

¿Cuando?. “Estamos creciendo. Yo creo que a partir de Sepang hacia adelante daremos un gran paso. Ahora podemos estar entre los seis primeros y a partir de allí mejorar. Tenemos una moto rápida”.

Sus pilotos son Alex De Angelis y el joven Lorenzo Savadori. “De Angelis tiene mucha experiencia. La operación del hombro ha salido bien. Y si consigue el momento de forma del año pasado, es un piloto ganador. Savadori y lo digo con todo el respeto, creo que se equivocó al hacer 125 porque es un piloto muy corpulento y perdió mucho tiempo. Afortunadamente el año pasado ganó en Superstock 1000. No sé si será un campeón pero creo que es una figura emergente. Tiene la humildad justa, escucha, toma sus decisiones y junto a pilotos como VD Mark o Reiterberger, son el futuro”.

Superbike & MotoGP

“La categoría de Superbike puede ser una fuente de pilotos para MotoGP y al mismo tiempo escribir su propia historia. Por poner un ejemplo en Australia vi mucho más público que en el 2009 y la cantidad de gente que he visto en otras carreras como la de Tailandia, significan algo. Superbikes no puede ser una copia de MotoGP que tiene una exclusividad que al mismo tiempo aleja la posibilidad de atraer patrocinadores si no tienes un equipo oficial. Y también la de que los equipos tengan recursos. En MotoGP tu no puedes comprar pases para tus invitados y eso es parte de su exclusividad. Superbike es más popular, cuesta menos, pero también hablamos de millones de €. En MotoGP es natural hablar de millones, aquí no, pero tenemos la suerte de que tenemos TV en abierto. Te voy a poner otro ejemplo y es que en nuestro facebook desde que estamos en Superbike hemos aumentado muchísimo los likes (me gusta), que por cierto no compramos. Estamos teniendo una visibilidad en TV que espero que nos permita encontrar patrocinadores. Eso en MotoGP es mucho más difícil haciendo un enorme esfuerzo”.

Un esfuerzo que incluyen datos sorprendentes como servir 14.000 cafés en once pruebas europeas o servir 3.000 comidas solo en las pruebas italianas, para tratar de encontrar un patrocinador al que no le puedes ofrecer visibilidad en TV si no eres un equipo oficial. “Yo soy pequeño, no tengo un equipo oficial en Superbikes como Kawasaki o Ducati, pero puedo luchar contra ellos”.

Dueño de su propio destino “las carreras es un mundo de ilusión, matiza. Y al final el mundo esta dividido entre los que te quieren y los que te quieren menos o no te quieren…”.

Publicidad
Haz clic aquí para comentar

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Facebook

Publicidad

SOLO MOTO MAGAZINE Nº 2055

Descubre nuestras ofertas de suscripción en papel o en versión digital.

Publicidad

Solo Auto

La mejor información del mundo del automóvil la encontrarás en Solo Auto.

Los + leídos