Elías: "No me volví loco de repente, todo tiene explicación"
Connect with us
Publicidad

Sin categoría

Elías: “No me volví loco de repente, todo tiene explicación”

Publicado

el

Sin perder la sonrisa, un Toni Elías que encontré más maduro que en otras ocasiones, me explicó, entre otras muchas cosas, que su entrenamiento se basa ahora en el gimnasio, como siempre ha hecho, y en el motocross en lugar de en el supermotard.

Parece ser que el grupo formado por un montón de pilotos entre los que estaban Xaus, David Checa o Dani Ribalta llevó su entrenamiento de supermotard casi a la locura colectiva: preparaciones con componentes de motos de MotoGP, suspensiones especiales y neumáticos… para tratar de bajar décimas al crono. Toni decidió dejar esta guerra porque, además, le creaba ciertos vicios al conducir con manillar ancho con la rodilla por el suelo. En un momento dado llegó a encontrarse incómodo sobre la MotoGP, y por eso lo dejó definitivamente.

El Toni Elías con el que charlé la pasada semana, se muestra más maduro y más seguro de sí mismo. Y con él analizamos su temporada 2008, hablamos de su futuro, de su entorno cada vez más pequeño y, entre otras cosas, del hecho que a todos nos sorprende: ¿Por qué es capaz de ganar a Rossi en una frenada, subirse al podio y a la carrera siguiente ser decimosexto? Estas y otras cuestiones nos explicó, sin perder la sonrisa.

SM: ¿En la quinta carrera tuviste una fuerte discusión con Sterlacchini? (N. del R.: técnico del Team Pramac D’Antín).

TE: Sí, lo recuerdo, pero aquello no fue una bronca entre un técnico y un piloto por falta de entendimiento entre ambos, sino que surgió porque había cosas que estaban mal organizadas y llega un momento en el que hay que dar un golpe encima de la mesa para que la gente se ponga las pilas. Pero eso no significa que tuviera una mala relación con Sterlacchini.

En Francia me dijeron que sí, que el link llegaría en Alemania; es decir, cinco carreras más tarde. Cuando me enteré de que tenía que esperar cinco carreras fue muy jodido. Sabía que mientras tanto no obtendría más que los mismos resultados que tenía hasta entonces, y que por mucho que luchara era como darse contra un muro.

SM: Y llega Laguna Seca.

TE: Sí, iba quinto en carrera con Dovizioso y Hayden, me salí de la pista y acabé séptimo. A media carrera estaba con ellos. Estoy seguro de que podía terminar cuarto o quinto. Luego llegó Brno, donde siempre estuve delante e hice segundo.

SM: A partir de aquí se empezó a hablar de lo que harías en 2009.

TE: Te explico. Cuando yo entré en este equipo pensé que podía ser un primer paso para llegar al oficial de Ducati. Y partir de aquí, que es cuando las cosas empezaban a ir bien, pensé que tenía posibilidades de llegar al equipo oficial. Lo que menos me esperaba es que después de hacer segundo en Brno llegara la carrera siguiente en Misano y en una reunión con Supo y Campinotti me despidieran… Es decir, que cuando lo que yo me esperaba era una buena noticia, me dijeron que me ponían directamente en la calle. Fue muy jodido, pero intenté mirar hacia delante, concentrarme en la carrera y acabé tercero.

SM: Dos podios seguidos y primeras conversaciones con Gresini. Se apunta la posibilidad de una moto oficial para 2009 integrada en su equipo…. Llega Indianápolis.

TE: En los entrenamientos en seco fui primero, pero el domingo llovió y lo que pudo haber sido el tercer podio se quedó en nada. A partir de aquí comuniqué a Ducati y al equipo que al año siguiente me iría con Gresini, llegué a Japón y sorprendentemente volví a tener el feeling de principio de temporada. No me preguntes por qué, pues no lo sé. Me daba la sensación de haber vuelto a principio de temporada. Fue muy jodido, venía de hacer buenas carreras, por fin esperaba tener una continuidad en mis resultados y de golpe me vi como al principio. Yo tenía muy claro que no me había vuelto loco. No es normal que una semana después volviera a estar de los últimos, yo no me volví loco de repente, todo tiene su explicación.

SM: ¿Es verdad que el equipo te insinuó bajarte de la moto varias veces a lo largo de la temporada?

TE: Sí, pero no sé por qué nadie me dio explicaciones. Lo que sí sé es que hay un piloto de Ducati que se llama Niccolo Canepa que interesa mucho al equipo.

SM: ¿Errores?
TE: Sí, dos garrafales. Uno en Montmeló, donde saliendo desde la última fila moví la moto y luego me sacaron una bandera negra que no vi cuando estaba luchando con Melandri y Guintoli Luego en Malasia me pasó algo parecido.

SM: ¿Alguna se adapta mejor que otra al piloto?, cada moto tiene su propio carácter…
TE: Sí. La moto que mejor se puede adaptar a mí seguramente es la Honda, porque yo soy un piloto pequeño y la Honda es la más pequeña. Una talla apropiada siempre es una buena ayuda.

La Ducati siempre la he encontrado grande, voluminosa, larga y nunca me he llegado a sentir complemente cómodo. Es una moto para un tío alto. Pero eso no significa que sea imposible ir rápido con ella.

SM: ¿Pero qué garantías tienes de que tu moto va a ser oficial, tal y como se te ha comunicado?
TE: En teoría, Honda quiere hacer lo mismo que hizo cuando Sete estaba en el Team Gresini; es decir, potenciar un equipo satélite con una moto de las buenas. El tiempo dirá si es así o no, porque a pesar de que esto está en el contrato, hay que esperar a ver qué sucede.

SM: ¿Hubo una oferta de Aspar para su fallido equipo de MotoGP?
TE: Sí, en un momento dado tuve la opción de quedarme en Pramac, volver a Gresini o irme con Aspar. Con Jorge siempre he tenido muy buena relación, y él estaba muy interesado. Es una persona que aprecio mucho, con él estuve dos años en 250, y le agradezco mucho su interés por volver a estar juntos. Pero la opción que vi más clara fue la de Gresini por lo que respecta a material, y también porque creo que es con la que a corto plazo puedo conseguir mejores resultados. Yo no me puedo permitir hacer dos fiascos seguidos como otros pilotos. He conseguido buenos resultados, pero a final de temporada en MotoGP siempre acabo atrás.

SM: ¿Qué opinas del retorno de Sete a los GGPP?
TE: Es un gran piloto y le puso las cosas difíciles a Rossi. Después de estar fuera de las carreras ha decidido volver, y creo que lo puede hacer bien, pero dependerá del material que le dé Ducati. Al final, todos dependemos de lo mismo. No hay secretos, dos y dos son cuatro y sin una buena moto con unos buenos neumáticos es imposible estar delante.

SM: ¿A qué aspiras el próximo año?
TE: Lo más importante será estar delante a final de temporada. Yo no tengo que demostrarme nada a mí mismo, confío en mis posibilidades, pero necesito tener lo necesario para ser más constante. La gente tiene que ver que puedo estar entre los mejores a final de año. La mayoría no sabe de los problemas internos que podamos tener. Sólo ven los resultados: un día segundo, otro tercero y otro… el dieciséis. Esto es lo que tengo que solucionar, y creo que tengo una buena oportunidad. Será mi quinta temporada en MotoGP y tengo que hacerlo bien, porque si no… ¡me meterán una patada en el culo!

SM: Para terminar, hay quien cree que tu familia está demasiado involucrada en tu carrera deportiva, que están demasiado encima de ti en las carreras.
TE: No hay nadie más sincero, que te pueda ayudar tanto y dar tanto soporte como la familia. Si te refieres a que estén conmigo en las carreras, te puedo decir que hay otras familias en el paddock, y si te fijas, la mía no está en el box. Desde hace dos o tres años me dejan solo porque me ven más maduro. Pero en las carreras siempre estarán. En primer lugar, porque yo quiero que vengan, y en segundo, porque si a mi padre le sacas las carreras, lo matas.

  • Lee la entrevista completa en Solo Moto número 1.693
Publicidad
Haz clic aquí para comentar

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad
Publicidad

Newsletter

Publicidad

Facebook

Publicidad

SOLO MOTO MAGAZINE Nº 2054

Descubre nuestras ofertas de suscripción en papel o en versión digital.

Solo Auto

La mejor información del mundo del automóvil la encontrarás en Solo Auto.

Los + leídos