PUBLICIDAD

El doble embrague electrónico de Yamaha, un secreto bien guardado

El doble embrague electrónico de Yamaha es la contraofensiva de la marca de Iwata al sistema DCT de Honda, aunque va más allá…

Cambios de velocidad más rápidos y suaves, mejores sensaciones de marcha, más seguridad y un menor consumo son los argumentos para defender el doble embrague.

Todos conocemos el DCT de Honda, ya aplicado a un buen número de modelos de su gama –sin maneta de embrague y sin palanca de cambios-, gracias al cual los cambios de velocidad se realizan de manera semiautomática, vía un par de pulsadores en el manillar izquierdo –sin necesidad de usar el embrague-, o bien se pilota en modo totalmente automático, sólo con gas y freno, como un scooter convencional.

Pero este sistema, excelente de por sí, tiene divididos a los moteros; y es que echan en falta el poder regular el freno motor con la maneta de embrague al reducir para entrar en una curva. Pero Yamaha tiene la solución con su sistema patentado pero no presentado.

Si el sistema DCT –Dual Clutch Transmission- emplea dos mazas de embrague ubicadas en un mismo lado y contiguas, el sistema patentado por Yamaha emplea dos mazas de embrague separadas, colocadas una a cada lado del motor, compartiendo un mismo eje.

Este doble embrague electrónico de Yamaha puede ser accionado por una maneta ride by wire

Al igual que en el DCT, un embrague es para las velocidades pares -2ª, 4ª y 6ª- y el otro para las impares -1ª, 3ª y 5ª-. Si bien es una configuración voluminosa, que aumenta la anchura del motor, tiene su razón de ser.

Si en el DCT el piloto no puede intervenir en la regulación del freno motor a la hora de reducir, porque no hay maneta de embrague, en el sistema de Yamaha sí.

Y es que en Iwata han patentado un embrague electrónico que en reducciones puede ser controlado por el piloto mediante una maneta de embrague electrónica, sin cable o mecanismo hidráulico, una maneta de embrague “ride by wire”. Como un puño de gas electrónico.

DOBLE EMBRAGUE ELECTRONICO DE YAMAHA

Es lo que denominan AMT, “Automated Manual Transmission”, transmisión manual automatizada, una caja de cambios y un embrague “convencional” comandados por una maneta de embrague electrónica.

Con este sistema el piloto conduciría la moto en un modo semiautomático, es decir, cambiando de velocidades –subir o bajar- mediante los dos pulsadores de la piña izquierda –no hay pedal de cambios-, sin necesidad de apretar la maneta de embrague.

En la patente muestran una Yamaha R1 con dos mazas de embrague en cada extremo del cigüeñal

Pero ambos pulsadores usarían automáticamente el “reóstato” de la maneta de embrague electrónica para gobernar las dos mazas de embrague –movidas a través de un actuador hidráulico o eléctrico-.

Hasta aquí todo funciona como en el DCT, pero el extra de este sistema de Yamaha es que en reducciones el piloto puede intervenir en el embrague apretando la maneta y regulando la cantidad de freno motor y, si es necesario, anulándolo por completo con sólo apretar la maneta de embrague a fondo. Como en una moto convencional.

Si la idea te ha parecida estupenda ahora viene la peor noticia… Y es que Yamaha patentó este doble embrague «ride by wire» en 2010, hace ya once años, y todavía no se ha aplicado a ninguno de sus modelos…

DOBLE EMBRAGUE ELECTRONICO DE YAMAHA
Los embragues van colocados uno a cada extremo del cigüeñal.

Deja un comentario