PUBLICIDAD

De salvar la vida a un caballo a casi perder la suya

Lo que es el destino y en este caso en particular, afortunadamente ¡lo que es la suerte! Este grupo de moteros salva a un caballo que había caído en una trampa. Tras liberarlo vuelven a subir a sus motos y retoman el camino, un camino que en pocos segundos se convierte en una desagradable trampa para los propios moteros.

Por suerte y a pesar del monumental susto, todo queda en un mal trago, aunque este cable de acero, convertido en arma letal, bien podía haberle costado la vida.

Está claro que quien ha puesto este cable de acero en medio del camino, debería responder ante la justicia.

Deja un comentario