Big Bad Wolf de El Solitario: Aullidos potentes
Connect with us
Publicidad

Sin categoría

Big Bad Wolf de El Solitario: Aullidos potentes

Publicado

el

Las motos de El Solitario no dejan indiferente a nadie, y es que su estilo postapocalíptico a lo “Mad Max” te gusta o no, no hay medias tintas. Y por supuesto esta Big Bad Wolf no es una excepción, a pesar de la limitación impuesta por Yamaha de no realizar cortes o soldaduras en el chasis original es 100 % fiel a su filosofía.

El “Solitario” David Loner y su equipo decidieron potenciar el rendimiento de la nueva XJR, por lo que no dudaron en ponerse en contacto con Mauro Abbadini de Classic Co, un veterano de la competición curtido en mil batallas. El resultado es una preparación que tiene casi todos sus compo­nentes personalizados, a excepción del chasis, depósito, manillar y el piloto trasero… Hasta conseguir un peso de tan solo 183 kilos.

El motor ha recibido mucho trabajo, pulido y redimensión de culata, aumento en un 50 % de la tobera de admisión, se subió la compresión de 9,7-1 a 10,7-1, modificación de las cámaras de explosión, las bielas se reforzaron con tornillos de titanio y se volvió a equilibrar el cigüeñal, incluso se optó por eliminar todo el sistema de inyección electrónica para montar unos carburadores de 42 mm fabricados exclusivamente para esta moto por Lectron Fuel System. Todo este trabajo se ve reflejado en el aumento de la potencia, que es ahora de 148 CV a la rueda trasera.

Trabajo en equipo
 

A pesar de lo que sugiere el nombre de El Solitario, la Big Bad Wolf es fruto de un arduo trabajo en equipo. Classic Co. fabricó el colín trasero en fibra de carbono, los filtros de aire, la quilla inferior y los soportes de aluminio. El fabricante inglés Dymag se encargó de las llantas de carbono. Y los suecos Acke Rising dieron forma a las tijas del manillar, los discos de freno y el soporte de la pinza de freno trasera. Se añadió al conjunto unas manetas ISR junto con una espectacular pinza de freno de seis pistones delante y cuatro detrás.

K-Tech Suspension, en colaboración con Novatech, se encarga­ron de la horquilla y suspensión trasera, el escape es obra de Asahina Racing y el radiador semicircular es de Taleo Racing. EMD se encargó de las tapas del motor, Over Racing del bascu­lante de aluminio y las estriberas retrasadas y Corona del cambio rápido. La decoración y la pintura son obra del artista londinense Death Spray Custom.

Publicidad
Haz clic aquí para comentar

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad
Publicidad

Newsletter

Publicidad

Facebook

Publicidad

SOLO MOTO MAGAZINE Nº 2054

Descubre nuestras ofertas de suscripción en papel o en versión digital.

Solo Auto

La mejor información del mundo del automóvil la encontrarás en Solo Auto.

Los + leídos