3. Diciembre 2016 - 18:05 | Alex Medina | Pruebas
Fotos: Nicky Martínez

Es curioso cómo pueden llegar a coincidir en el tiempo las carreras de flat track y dirt-track y su estética con el fenómeno, corriente, tendencia o llámale como quieras, de motos inspiradas en el pasado con tecnología de nuestros tiempos. En Ducati nunca les ha gustado hablar de su gama Scrambler como motos vintage a pesar de su innegable origen. Y en cierto modo no les falta razón, puesto que las Scrambler son motos inspiradas en la estética de los años 70, pero tecnológicamente avanzadas.

El modelo que hoy nos ocupa es la denominada Flat Track Pro, que sin ser dinámicamente una auténtica moto de flat track, se inspira en la imagen de estas motos con manillar alto y un tipo derrapando en un óvalo. Y tan cierto es que la Scrambler Flat Track Pro es un placer en carretera abierta, ciudad y tramos interurbanos, como que en manos de tipos como Xavi Forés, nos puede hacer pensar que es una moto diseñada para esta especialidad que nos llega del otro lado del charco.

Xavi es uno de los mejores pilotos privados del Mundial de Superbike y, al igual que otros muchos pilotos de esta categoría, reside en Andorra. En Agramunt tuvimos la suerte de poder hacer una sesión de fotos en el circuito de esta localidad de la provincia de Lleida, famosa en el mundo entero por sus turrones. Bajo un sol de justicia, Xavi dio lo mejor de sí mismo y se tomó la sesión de fotos y pruebas como si de una sesión de entrenamientos se tratara.

“Esta moto para circular por Andorra es perfecta, pues se maneja muy bien por la calle, no pesa, se aparca con facilidad y es muy ágil –me explica–. Te aseguro que no te da ninguna pereza sacarla del garaje para hacer un recado o una escapadita por carretera porque es muy ligera y divertida. Antes tuve una versión Icon y la gran diferencia está en el manillar, que es más alto. También está el tema de los escapes, pues la Icon los lleva estándar; son unos Termignoni con los que tiene un poco más de freno motor, además de que ofrece mejores prestaciones y un sonido más atractivo”.

Diferente
 

Antes de entrar en detalles sobre lo que Xavi nos explica con respecto al comportamiento de esta Flat Track Pro en la pista, daremos un breve repaso a esta versión, que lógicamente comparte el chasis multitubular y motor bicilíndrico de 800 cc de la gama Scrambler, pero que se desmarca estéticamente en algunos detalles que marcan la diferencia.

En primer lugar destaca el depósito de combustible de acero, que recuerda al de la versión original en amarillo. Junto con el asiento especial con las costuras de este color y las llantas de aleación forman con los Pirelli MT 60 RS un conjunto diferente y atractivo de estética neorretro.

El silencioso que asoma por debajo está firmado por Termignoni y le da un aire racing. Las placas laterales, además de la del frontal y el minúsculo guardabarros delantero, refuerzan esta imagen deportiva.

Los detalles marcan la diferencia y no pasan desapercibidos los espejos retrovisores, estriberas o la tapa del depósito del líquido de frenos mecanizados, así como la tapa del piñón de ataque en aluminio o los puños especiales.

“La posición de conducción me gusta, aunque quizás buscaría algo un poco más radical, asiento un poco más plano, pues ahora queda un poco bajita. El manillar está bien y es diferente con respecto a la Icon, que es bastante más alto; este es más plano, en plan flat track”, nos explica Xavi después de una corta toma de contacto antes de atacar más fuerte…

“Yo endurecería las suspensiones, sobre todo la delantera, puesto que al quitar gas por el efecto del freno motor baja demasiado. En cuanto al motor, para rodar en un óvalo le reduciría este efecto freno motor, porque cuando intentas entrar derrapando sin tocar demasiado los frenos, como va tan blanda de suspensiones, no te permite una derrapada constante”.

Xavi ya se ha olvidado de su moto para hacer recados por Andorra y habla en modo flat track, al destacar la polivalencia del bicilíndrico de 75 CV de potencia. “Por lo demás, en general, la moto va bastante bien, sin olvidarnos de jugar con las presiones de los neumáticos, que son más anchos de lo habitual, si lo que quieres es hacer dirt-track. Además les falta taco, pues los de serie son más bajos que los que usamos en dirt-track, en el que los tacos estás más marcados”.

Páginas

Más información

Probamos la Montesa 4Ride con Toni Bou: ¡El mejor mix!

19.11.2016 | Pruebas
¿Una moto de trial? ¿Una moto de enduro? Ni una, ni la otra, ¡sino las dos! Hemos descubierto las mejores aptitudes de la Montesa 4Ride de la mano de un exigente probador. Nada más ni nada menos que el supermegacampeón Toni Bou.
 

Probamos la BMW S 1000RR con Jordi Torres

12.11.2016 | Pruebas
Jordi Torres, uno de los pilotos más auténticos y divertidos del Mundial de SBK, se confiesa un motero que tiene la suerte de ser piloto y que sabe apreciar, como pocos, el nivel de las actuales superbikes.
 

Probamos la Kawasaki ZX-10R con Jonathan Rea: ¡Una moto muy divertida!

26.11.2016 | Pruebas
Parte de la magia del conjunto entre Kawasaki y Jonathan Rea es que el piloto de Irlanda del Norte ha sido capaz de dar las instrucciones exactas para conseguir una moto con la que, además de ganar carreras, se siente feliz y se divierte.
 

Probamos la Honda Africa Twin con Joan Barreda: ¡Viva la aventura!

05.11.2016 | Pruebas
Africa Twin es sinónimo de aventura, o mejor aún: aventura sin límites. Y eso mismo era lo que queríamos descubrir con una prueba especial, uniendo el piloto más rápido de raids con el icono de la mejor rally bike. ¡Joan ‘Bang Bang’ Barreda, divirtiéndose con la Africa Twin!
 

Comentarios de Facebook