12. Octubre 2017 - 11:02 | Joan Carles Vázquez | Noticias

Carteles sangrantes (2009). Una de las primeras campañas en asombrar a conductores, motoristas y peatones la pusieron en marcha en las antípodas de nuestro país. En Nueva Zelanda, para ser más exactos y fue obra de la agencia Colenso BBDO.

Hay que remontarse hasta finales de la década pasada cuando las autoridades del país oceánico sembraron las principales vías de ‘bleending billboards’. ¿Carteles sangrantes? Pues sí. Para recordar a conductores y motoristas que ante lluvia o condiciones meteorológicas adversas siempre hay que adaptar nuestra manera de conducir a las mismas, colocaron en los espacios publicitarios de las principales carreteras del país una serie de carteles en los que aparecía el rostro de un niño de unos 12 años aproximadamente.

Lo impactante de esta cartelería no era la fotografía en sí, sino lo que acontecía cuando llovía. Y es que al mojarse el papel éste empezaba a supurar tinta roja por distintos puntos creándose la ilusión de que realmente el pequeño lloraba lágrimas de sangre. Y no sólo eso, sino que a más precipitación, más rojo en el cartel. Lógicamente, no eran lágrimas de sangre pero muchos viajeros quedaron muy marcados por lo impactante de la imagen.

https://www.youtube.com/watch?v=FlSyieFqql4

Tu cara de pánico antes de ser atropellado (2017). Francia puso en marcha a finales de mayo una campaña para prevenir atropellos de peatones imprudentes que cruzan las calles de la ciudad cuando no les toca, sin mirar, con la vista en el teléfono móvil... Sus creadores, la Agencia Serviceplan France y la DRIEA (Direction Régionale et Interdépartementale de l'Equipement et l'Aménagement).

El sistema es sencillo y contundente: si un viandante se echa a la calzada con el semáforo en verde para los vehículos (aunque no venga nadie) escucha el chirriante y amenazador sonido de la frenada urgente de un coche que se aproxima que se aproxima. Y, en ese momento, una cámara fotografía la cara del peatón, que normalmente es de pánico, tal y como puede verse en este vídeo.

Obviamente, no hay coche, ni atropello, solo sobresalto y agitación. Nada más llegar a otro lado del paso de cebra, el aún asustado ciudadano encuentra un panel electrónico con el retrato de su cara de miedo mientras espera el (supuesto) impacto inminente y esta leyenda: "No corra el riesgo de ver la muerte de cara. Cruce respetando los semáforos".

https://www.youtube.com/watch?v=BsWrHu3iUW8

¿Qué harías si fueras invitado a tu propio funeral? (2014). Tres años antes de asustarnos, Francia había puesto en práctica la campaña ‘Go For Zero’ (Vamos a por el cero). En esta ocasión, su objetivo era conseguir que los conductores redujeran la velocidad.

Colocaron a cinco personas en un drama único: sus propios funerales. Todas ellas fueron invitados supuestamente al entierro de un amigo, pero una vez en el velatorio los introducían en una habitación en la que docenas de personas que se encontraban frente a un ataúd cerrado. Para su sorpresa, su amigo era quien se encargaba de leer el panegírico del difunto que no eran otros que… ¡¡ellos mismos!!  Ya os podéis imaginar cuál fue su reacción al saberse tan inesperados protagonistas.

Dicha campaña, por cierto, también se llevó a cabo en Bélgica y Holanda.

https://www.youtube.com/watch?v=IODTEDGsU34

Graham, la única persona diseñada para sobrevivir un accidente (2016). La Comisión de Accidentes de Transporte (TAC) de la región australiana de Victoria decidió abordar hace ahora dos años los accidentes de tráfico y sus consecuencias desde una perspectiva inédita. Y es que junto con la participación de un cirujano experto en traumas, un experto en accidentes de tránsito y una artista plástica decidieron dar respuesta a la siguiente pregunta: ¿qué aspecto debería tener a día de hoy el ser humano para sobrevivir a un accidente de tráfico? La respuesta a dicha cuestión fue Graham.

Estamos ante un ser humano cuya cabeza, por ejemplo, es mayor a la nuestra. Su cráneo es más grande, y además, con más líquido y ligamentos para poder proteger mejor al cerebro de posibles impactos. Su cara es más plana y grasosa para absorber mejor la energía de un posible impacto. No tiene cuello, reduciéndose así los riesgos de daño en la médula espinal.

El pecho de Graham también es extraño. A primera vista parece contar con varios pezones. En realidad, se trata de bolsitas de grasa entre las costillas, una forma de protección. La estructura ósea de su caja torácica es bastante más amplia que la nuestra y funciona como un airbag en caso de colisión. Su piel, además, es más fuerte y resistente a las abrasiones.

¿Y sus rodillas? A diferencia de las nuestras, que se articulan en un único sentido, se mueven en todas las direcciones.

Finalmente, sus pies son como los de las reses o caballos y culminan en forma de pezuña.

"Los vehículos han evolucionado a una velocidad mucho mayor que los humanos y Graham nos ayuda a entender por qué es necesario mejorar cada aspecto de nuestro sistema vial para protegernos de nuestros propios errores", explicaban desde el TAC. “Cada una de las características del físico de Graham que son distintas al ser humano tradicional están diseñadas como un recordatorio de las vulnerabilidades que tenemos ante un accidente, incluso frente a velocidades tan bajas como a 30 km/h”.

Como era de esperar, Graham se convirtió rápidamente en un celebridad y su mensaje fue más allá de Australia. Por cierto, el gobierno de Victoria ha modificado el plan de estudio de las escuelas para que los alumnos puedan aprender más sobre el tema. Puedes descubrirle en http://www.meetgraham.com.au.

https://www.youtube.com/watch?v=wHmqn2tZkto

Manejar no es un juego (2014). A veces se nos olvida lo serio que es conducir un vehículo y nos comportamos como si estuviéramos jugando, totalmente despreocupados de lo que pasa a nuestro alrededor, pero conducir un vehículo es una cosa muy seria. No sólo te juegas tu propia vida, además pones en peligro la vida de quienes viajan contigo y la de todas las personas que se cruzan en tu camino. Pues bien, en Argentina, la Municipalidad de la Capital Catamarca, una de sus veintitrés provincias, y la agencia AKU Contenidos se lo recordaron a sus conciudadanos con esta sencilla campaña de seguridad vial.

https://www.youtube.com/watch?v=sP1ldwArwQw

 

Comentarios de Facebook