12. Noviembre 2017 - 17:38 | Miriam Panisello | MotoGP

No puede evitarlo, Márquez tiene que luchar y darlo todo hasta el último momento y claro, hasta él mismo lo dice: “Márquez está ahí hasta el final”. Sin embargo, no se trata solo de querer ganar siempre, sino de sentirse cómodo. Y si ha arriesgado, ha sido porque se estaba sintiendo muy cómodo a lo largo de toda la carrera.

De hecho, se ha estado controlando detrás de Zarco. Pero cuando ha decidido que ya había llegado el momento de atacar y pasar delante, ha cometido un error. Ha querido empujar demasiado por miedo a que Zarco entrara y le tocara, y al final se ha pasado. Pero el campeón no le da más importancia que la estrictamente necesaria: “la salvada queda para el recuerdo y podemos decir que este codo (el izquierdo) nos ha dado el campeonato.”

Eso sí, por el momento, por la intensidad, y por lo que les ha dado, sin duda Márquez coloca esta salvada como la mejor. Pero… ¿qué se le pasa por la cabeza al campeón cuando ve que está a punto de irse al suelo, a casi 200 km/h, justo en la carrera que se juega el mundial? Márquez nos lo dice más claro que el agua: “yo no suelto la moto ni que de vueltas. Si me tengo que hacer daño es el momento de hacérmelo, porque me juego el campeonato. Sí que no hacía falta, pero es mi estilo y me sentía muy cómodo en la moto".

Evidentemente es humano, y cuando ha visto que Dovi ya estaba fuera de carrera ha sido consciente de que era campeón del mundo. Sin embargo, lejos de decidir relajarse con el título en la mano, ha decidido tirar para ver si pillaba al grupo de delante. No ha sido hasta el segundo error cometido al final de recta que ya sí que ha decidido “tirar la toalla” y acabar la carrera: “ya vale de caídas este año, ya vale de momentos de estrés. Celebremos el título”. Aunque reconoce que le hubiese gustado sentir la explosión de cruzar la meta como ganador.

Pero está contento, porque ha ganado el campeonato, contra un rival al que considera muy fuerte:he aprendido muchas cosas de Dovizioso, sobre todo en madurar mentalmente. El equipo Ducati ha hecho un gran trabajo, así que solo puedo felicitarles. Hoy ha arriesgado, ha cometido un error, pero ya le tocaba, se lo tenía que jugar todo por el todo”.

Márquez ha reconocido que ha sido un campeonato en el que ha pasado mucho estrés y calvario. Hasta el punto de llegar a sufrir perdida de pelo por estrés, después de las 5 caídas que tuvo en Montmeló en un día: “a nadie le gusta que pase eso, y aunque seas fuerte psicológicamente, cuesta seguir adelante. Afortunadamente cuenta con un gran equipo y compañeros que asegura han sido siempre una gran ayuda, pero especialmente durante esa época más difícil.

Por suerte, al final, el ser humano es inteligente y se queda con lo bueno. Y Márquez ha logrado hoy el campeonato del mundo de MotoGP. Eso no es solo algo bueno, eso es algo prodigioso.

Más información

GP de Valencia: Márquez, ¡Campeón del Mundo!

12.11.2017 | MotoGP
El de Cervera lo ha vuelto a hacer y logra su sexto título mundial, en una carrera que finalmente ha ganado Dani Pedrosa, pese a la gran actuación de Zarco.
 

Marc Márquez, un prodigio indomable

12.11.2017 | MotoGP
Marc Márquez continúa reescribiendo la historia de MotoGP con cada carrera en la que compite y con cada título que levanta. Sus números impresionan y aún tiene gas para rato.
 

Márquez, del pánico a la euforia en dos vídeos

12.11.2017 | MotoGP
Nadie se salva de irse al suelo como Marc, aunque durante unos segundos nos hemos quedado todos al borde de un infarto. Pero ha sido el campeón, y para compensarlo, nos regala una imagen de lo más divertida.
 

Comentarios de Facebook