8. Octubre 2017 - 18:32 | Miriam Panisello | Motos

Adivina, adivinanza… ¿qué tiene esta moto en la panza? Bien, en la panza no, pero sí en el alma: una Honda Hornet 600 de 2001, una moto de lo más normal, y para nada parecida a la Sake Racer, el increíble modelo de las fotografías.

Los autores de esta espectacular customización son los miembros de XTR Pepo, que ya nos tienen acostumbrados a un buen trabajo de "Patchwork". O, lo que es lo mismo, al corta-pega de diferentes modelos para finalmente crear una obra completamente nueva.

En este caso, el modelo, además de haberse realizado sobre la base de la Honda Hornet 600, lleva piezas de hasta 9 modelos diferentes, además de un montón de detalles y piezas personalizadas y hechas a medida por XTR.

Vamos a ir por partes que si no, nos perdemos en los complicados entresijos de esta moto.

De una Ducati Monster monta las tijas y horquilla invertida, además de la llanta delantera. El guardabarros delantero, en cambio, corresponde a una BMW R nineT. La bomba de freno radial, con palanca del freno regulable y plegable es de una CBR1000 y la palanca de embrague, también regulable y plegable proviene de una Yamaha R1.

El depósito de gasolina, aunque modificado, se ha cogido de una Honda CB500 Four, pero el tapón es de una Laverda clásica. El broche final a este rompecabezas lo ponen un faro delantero cromado de una moto Mash, y la luz de freno clásica proveniente de una Montesa..

Por supuesto, además de todas estas piezas recicladas de tantas motos diferentes, los chicos de XTR Pepo también han tenido que recurrir a piezas nuevas como pinzas de freno delantero Brembo y discos ventilados NG, el monoamortiguador trasero Öhlins Racing o el marcador Tumbleton and Twist, con velocímetro digital y cuenta revoluciones de aguja.

Pero el trabajo de los chicos de XTR va mucho más allá de juntar piezas. Para que todo coordine, funcione, y alcance un conjunto estético armonioso, el trabajo artesanal que han tenido que realizar ellos tampoco se queda corto. 

Además de la modificación de chasis y subchasis, los chicos de XTR hicieron un soporte de guardabarros artesanal. También son especiales para este modelo los intermitentes traseros y el soporte de matrícula. El asiento con joroba y las placas laterales portanúmeros también son de su propio diseño.

Sin verla, al escuchar que han hecho una personalización con piezas de hasta 9 motos distintas podría hacer pensar que esta Sake Racer sería una especie de engendro resultado del trabajo de un científico loco. Sin embargo, mirarla bien. XTR Pepo ha hecho un trabajo realmente sorprendente.
 

Más información

IMMODEST MOUSE: una gran Suzuki GN125

10.08.2017 | Motos
Los preparadores franceses Bad Winners llevan las Suzuki GN125 a lo más alto.
 

Renegade Parade: una alucinante Triumph T120

02.08.2017 | Motos
Impoluto trabajo el realizado por Macco Motors transformando esta Triumph T120 en una espectacular Brat Tracker.
 

"Le Derny" de Deus Ex Machina: Homenaje al ciclismo

31.07.2016 | Noticias
Este scooter, fruto de la colaboración entre Peugeot y los diseñadores italianos de Deus Ex Machina, rinde un homenaje a las épicas carreras ciclistas de los años cincuenta.
 

Shovelhead Glamor, una chopper con glamour

30.07.2017 | Motos
Thunderbike nos trae una maravilla clásica, hecha sobre una Harley-Davidson Shovelhead, que te traslada a lo mejor de los años 60 y 70.
 

Comentarios de Facebook